Sorteos Euromillones: Un acertante de Huelva se lleva 110.000 euros

Huelva

Fertiberia asegura "estar abierta al diálogo" para lograr un "buen acuerdo" para empresa y trabajadores

  • UGT, CCOO y CSIF convocan una huelga para protestar por "el bloqueo en las negociaciones" del convenio colectivo

Entrada a la fábrica de Fertiberia.

Entrada a la fábrica de Fertiberia. / Alberto Domínguez (Huelva)

Fertiberia ha señalado este martes, tras la convocatoria de huelga anunciada por UGT, CCOO y CSIF en sus distintos centros de producción, que "se mantiene predispuesta al diálogo para alcanzar un acuerdo beneficioso y razonable para todas las partes".

La empresa, a través de un comunicado, ha querido remarcar que "siempre se ha mostrado abierta al diálogo, como lo constata el hecho de que siempre haya sido capaz de alcanzar acuerdos para lograr un convenio colectivo beneficioso para todas las partes" y ha querido dejar claro que "no se ha negado nunca a actualizar los salarios de la plantilla".

De hecho, en los últimos convenios (2013-2021), mientras que el IPC real del periodo fue del 10 , el incremento salarial alcanzó un 17,6%, por lo que "los trabajadores de Fertiberia han mejorado su poder adquisitivo 7,6 puntos por encima de la inflación".

Para el siguiente convenio, la empresa, según ha apuntado, ha ofrecido "una revalorización salarial del 10% para los próximos tres años, más una cláusula de salvaguardia de la inflación similar a la pactada en otros convenios, es decir, condiciones mejores que en la mayoría de los convenios firmados hasta la fecha en España, incluyendo el pactado para la función pública".

Por otro lado, Fertiberia ha negado "rotundamente" que las condiciones laborales hayan empeorado en los últimos años: "Desde 2017 se ha incrementado la plantilla y se han reducido con carácter general 3 días de la jornada laboral y 8 días en el caso del personal de turno". Además, han añadido, "se han propuesto medidas de reducción de la temporalidad logrando que el 91 % de los contratos sean, a día de hoy, fijos".

Asimismo, la empresa ha insistido en que "ninguna de las medidas propuestas para este nuevo convenio afecta en modo alguno a las condiciones laborales".

La compañía ha remarcado el "gran esfuerzo inversor" que ha hecho en sus centros productivos en los últimos años, si bien, ha precisado que "afronta los próximos meses con incertidumbre, dada la crisis energética, la guerra de Ucrania, la sequía que afecta a los mercados agrícolas y la posible recesión económica y ello requiere actuar de forma responsable y prudente".

Huelgas convocadas por CSIF, CCOO y UGT

Los sindicatos CSIF, CCOO y UGT han convocado huelgas "en defensa de los intereses de los trabajadores de CSIF" ante, según aseguran, "el bloqueo de las negociaciones del convenio colectivo". 

"Estamos convencidos de la necesidad de esta medida y firmemente decididos a mantenerla mientras la empresa persista en su inexplicable actitud regresiva", afirman. Siguiendo el plan sindical acordado se llevarán a cabo dos primeras tandas de huelgas, los días 7, 8, 9 y los días 28, 29, 30 ambas en noviembre. Estos dos primeros ciclos, de tres días cada uno, irán precedidos de dos concentraciones de protesta en las puertas de la sede central de la compañía en Madrid, los días 3 y 21 de noviembre.

En los próximos días los tres sindicatos "llevaremos a cabo una ronda de asambleas conjuntas por todos los centros de trabajo con objeto de explicar detalladamente la situación a todos los compañeros y compañeras", concretamente en Huelva el próximo día 21.

Los tres sindicatos explican que "Fertiberia no quiere admitir ni una sola de las reivindicaciones de la representación sindical y pretende que admitamos sus propuestas que, además de dañar seriamente el poder adquisitivo del personal de plantilla, empeora aún más las posibilidades de conciliación de la vida personal y laboral y las condiciones de trabajo en general. Sin embargo, su actitud no está motivada por una mala situación en los resultados de la empresa que pese al momento de la economía actual sigue siendo favorable y obtiene beneficios, sino a un cambio de política influenciado por su reciente asociación a la CEOE".  En este punto, las centrales sindicales apuntan que "la empresa compensa la inflación de las materias primas repercutiéndola en el precio final de sus productos y aumentando sus márgenes; por lo que no hay motivo alguno para este mal trato al personal, quienes por otra parte siguen realizando su trabajo con la máxima profesionalidad y dedicación".

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios