Huelva

La Autoridad Portuaria cancela a Cotnsa la concesión de los astilleros

  • La deuda de la empresa supera los 700.000 euros y la decisión se produjo a finales de año

  • UGT asegura que hay dos inversores interesados en rescatar las instalaciones

Uno de los ferris de Balearia atracado en las instalaciones de Cotnsa que al final recaló en Gibraltar. Uno de los ferris de Balearia atracado en las instalaciones de Cotnsa que al final recaló en Gibraltar.

Uno de los ferris de Balearia atracado en las instalaciones de Cotnsa que al final recaló en Gibraltar. / alberto Domínguez

La Autoridad Portuaria de Huelva notificó a la empresa Cotnsa, propietaria de los astilleros de Huelva, la caducidad de la concesión de las instalaciones ante los impagos que acumula la mercantil y que, según pudo conocer Huelva Información, supera los 700.000 euros. La salida de la empresa, no obstante, puede suponer alguna vía de recuperación de la actividad, no constructora de buques, sino de reparación de los mismos, toda vez que se había convertido en el principal escollo para la entrada de nuevos inversores. En este sentido, el secretario general de UGT en Huelva, Sebastián Donaire, confirmó a este diario la existencia de una empresa portuguesa, que cuenta con una filial dedicada al montaje naval, interesada en alquilar las instalaciones por un periodo de 15 meses para la reparación de una plataforma de dique de dragados. Este proyecto podría generar hasta 50 empleos directos si se materializa, y supondría un primer contacto de la empresa Pelicedencia España en Huelva que, como apunta Gómez, apuesta por esta primera incursión, y después, si todo sale bien, por su mantenimiento para la reparación y construcción.

Cotnsa tiene un plazo de dos meses para retirarse del astillero, un plazo que caduca a finales de febrero toda vez que la notificación se realizó el pasado mes de diciembre. La caducidad de la concesión fue ratificada por el Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria de Huelva, y en el plazo dado a la empresa esta puede presentar las alegaciones que considere oportunas, aunque, de facto, ya no cuenta con ella. De esta forma, se pone fin a la concesión cinco años antes de tiempo, ya que la misma le fue otorgada a Cotnsa en 2013 por un período de 10 años.

La empresa Cotnsa llegó a los astilleros de Huelva en el primer semestre de 2011 retomando la actividad naval, tras labores de puesta apunto, en agosto de ese mismo mes, centrándose en la labor de reparación de buques. Desde entonces mantuvo la actividad con distintos contratos, el último de ellos firmado con Balearia a principios de 2017 por un período de tres años que no pudo llegar a fructificar por lo obsoleto de unas gradas e instalaciones que no eran capaces de reparar dichos buques que acabaron en el puerto de Gibraltar.

Desde UGT, el secretario general de UGT-FICA, Luciano Gómez, consideró "muy positivo" que lleguen nuevos inversores que revitalicen el sector tras el paso de Cotnsa, que "no ha podido cumplir sus compromisos por falta de liquidez". "Desde el sindicato entendemos que habiendo dos inversores que quieren dar continuidad al astillero de Huelva, la actual empresa debe ordenar y acordar su salida con el Puerto lo más rápidamente posible, para que se pueda implementar un plan de labores que permita dar salida a la carga de trabajo comprometida y garantizar los puestos de trabajo actuales e incluso incrementarlos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios