Huelva

Aprendices de lutier en La Rábida

  • Los onubenses más jóvenes pueden recibir clases para fabricar sus instrumentos

Dovao toca uno de los instrumentos más típicos de Rusia, la balalaika, que se caracteriza por una caja de forma triangular casi plana. Dovao toca uno de los instrumentos más típicos de Rusia, la balalaika, que se caracteriza por una caja de forma triangular casi plana.

Dovao toca uno de los instrumentos más típicos de Rusia, la balalaika, que se caracteriza por una caja de forma triangular casi plana. / reportaje gráfico: canterla

Jóvenes curiosos en el arte de la fabricación de instrumentos se acercan al Muelle de las Carabelas para recibir una magnífica clase impartida por el reconocido guitarrista Antonio Dovao. De este modo, es el cuarto año que la Asociación Cultural La Cavaera organiza un taller para aprender la construcción de los mismos.

En una pequeña cabaña situada frente a las Carabelas, se puede localizar a Dovao, que ocupasu tiempo con la elaboración de una guitarra flamenca. Aquellos curiosos que deseen ver el proceso podrán observar cómo es el instrumento por dentro y cuáles son los elementos que la componen, como las varillas armónicas que hacen que el sonido sea más grave o más suave, o el diapasón, donde se pulsan las cuerdas para conseguir las distintas notas. Concretamente, el período de tiempo necesario para la construcción de una guitarra flamenca se extiende hasta unas 140 horas y, de hecho, La Cavaera ofrece un curso anual para enseñar a los inscritos esteproceso.

Antoio Dovao logra un premio por la mejor iniciativa empresarial a la digitalización

Además de practicar esta actividad, Antonio Dovao da pequeñas clases en las que enseña a fabricar instrumentos con material reciclado de un modo rápido y sencillo a aquellas personas que se acercan a su cabaña.

Durante este verano, los que deseen construir su propio instrumento tienen a su alcance caña, alambre, cinta de carrocero y un globo. Con todo ello, se elabora un artilugio por el que se sopla y se puede escuchar un sonido similar al de un saxofón.

Por su parte, la cabaña se presenta como un museo, donde se exponen diferentes tipos de instrumentos procedentes de varios puntos del planeta. "Nosotros partimos de la guitarra, por lo que es interesante mostrar instrumentos antecesores como el laúd, natural de Marruecos", señala Dovao. Igualmente, también los hay propios de otros países como Rusia o Egipto.

Habitualmente, los que participan son chicos y chicas de edades comprendidas entre los 6 y los 14 años. De martes a viernes, en horario de 12 a 2 y de 6 a 8, durante julio y agosto se puede disfrutar de esta actividad.

Recientemente, el guitarrista ha sido reconocido con el Premio Best-digital otorgado por el Consejo Andaluz de la Cámara de Comercio y la Consejería de Empleo, Empresa y Comercio. El motivo fue tener la mejor iniciativa empresarial a la digitalización de la empresa en la categoría Externa.

Su proyecto se compone de un membership site y una intranet, en la que proporciona cursos a distancia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios