Meri garciá. Bloguera

"Mis platos sólo tienen pasión"

  • Su 'Cocina para todos' en YouTube no sólo se ha convertido en el blog de cocina más visto de España sino que le ha abierto las puertas de Canal Cocina para explicar sus recetas

La chiclanera Meri García estará hoy en 'Blogueros cocineros'. La chiclanera Meri García estará hoy en 'Blogueros cocineros'.

La chiclanera Meri García estará hoy en 'Blogueros cocineros'. / canal cocina

Su hermano le propuso crear un blog de cocina y ella lo aceptó como un reto, a pesar de que apenas sabía cómo manejarse entre fogones. La primera incursión de esta chiclanera en YouTube fue una receta de crepes que le pasó una profesora de Francés a la que aún hoy sigue buscando para dar las gracias por aquella aportación. Los comentarios que generó aquel vídeo la envalentonó en este reto, sin saber que sólo cinco años más tarde su 'Cocina para todos' se convertiría en el blog de cocina más seguido de España, con 1,3 millones de seguidores.

-Sus recetas llegan hoy a Canal Cocina ¿Le da respeto enfrentarse a un público tan exigente como el de un canal temático?

-A veces sí. Ten en cuenta que yo no tengo estudios de cocina. Mis platos sólo tienen pasión y poco a poco voy aprendiendo la teoría. Me da miedo que me critiquen por las técnicas que empleo. Si un pastelero prueba mis tartas a lo mejor se ríe de las técnicas que aplico, pero a mí me vale con que mis platos estén ricos y bien hechos.

-Esta no es su primera incursión en la tele, fue concursante del reality Deja sitio para el postre, pero ¿podría suponer el primer escalón para dar un salto a la pequeña pantalla?

-Estaría encantada si el día de mañana pudiera tener un programa propio, pero ahora estoy feliz de que Canal Cocina me haya dado esta oportunidad. Esta vez sí voy a cocinar, no como en el concurso, donde contaba más tu comportamiento y dar juego ante la cámara que cualquier otra cosa. Aunque te soy sincera, aquello me sirvió de mucho. Cuando fui seleccionada para el reality no sabía emplatar ni tan siquiera hacer una crema pastelera, pero hice un bizcocho riquísimo y fui pasando pruebas con mi desparpajo... Ahí fue donde aprendimos (tanto mi hermano como yo) a manejarnos bien con el blog, por lo que guardo un buen recuerdo de aquella experiencia. ¡Y eso que perdí cuatro kilos durante la grabación! (risas).

-Esta empezando a codearse con los grandes nombres de la cocina. Hace sólo unos días ha compartido micrófono con Martín Berasategui.

-¡Uf! Cuando me llamaron de la Cadena Ser para decírmelo, no me lo creía. Martín Berasategui ha sido siempre mi gran referente, lo tenía y lo sigo teniendo idealizado. Por eso cuando estaba hablando en la misma entrevista que él, por dentro pensaba '¿Y qué estará pensando este hombre de mí?'. Me trató con mucho cariño y fue muy amable. Fue una experiencia muy bonita.

-Si no hubieran existido las redes sociales ¿cree que hoy le dedicaría tanto tiempo a la cocina?

-Casi seguro que no. El que me empujó a subir el primer vídeo fue mi hermano Juanma y los comentarios de la gente me animaron a seguir trabajando en nuevos platos. Poco a poco te vas viendo un eslabón necesario en una cadena que sirve para hacer feliz a la gente y eso te anima a seguir adelante.

-Y si su madre hubiera aceptado la propuesta de su hermano y hubiera creado antes que usted su canal de cocina en YouTube ¿Habría llegado Meri tan alto como ahora?

-No lo sé. A lo mejor me habría animado a seguir sus pasos, viendo lo bien que se lo pasa grabando los vídeos. Seguramente me habría subido al carro, aunque ya no sé si habría tirado por la cocina o por la enfermería.

-Con 24 años es la bloguera de cocina más seguida de España. Los 1,3 millones de suscriptores de su canal le dicen 'quieto ahí' al canal que tienen cocineros tan mediáticos como Chicote, que sólo alcanzan los 114.000 'followers'...

-Nunca pienso que tengo tantos seguidores. Es una cifra que parece que no va conmigo. Jamás me mido con otros compañeros y me siguen temblando las piernas cuando me pongo delante de cocineros como Chicote. Recuerdo el día que le pedí una foto a Mikel Iturriaga y me dijo que tendría que ser él quien me lo pidiera a mí porque era seguidor de mis vídeos ¡Aquello me sonó tan fuerte..!

-También ha dejado atrás los datos de su madre, a pesar de que comparte con ella consejos y recetas.

-Bueno, por ahora (risas). También dijo 'Yo nunca llegaré a los 100.000 seguidores en YouTube' y ahí está su placa colgada en el salón.

-¿De dónde le viene la buena mano en la cocina?

-No sé si lo aprendí de mi abuela Juana o de mi madre, aunque yo me considero más 'masera' que cocinera. Me encanta hacer cosas con masa.

-Después del éxito de su primer libro ¿se animaría a crear un segundo?

-Voy a planteárselo a mi hermano a ver qué dice (risas). Me encantaría repetir la experiencia porque eso me hizo estar en contacto con mis seguidores y ponerle caras. Recuerdo la primera firma de ejemplares que hice en Sevilla, donde las colas eran eternas. Me impactó.

-Si cuando empezó le hubieran dicho que en cinco años su canal sería el más visto de cocina de España ¿qué habría dicho?

-Diría que me estaban tomando el pelo.

-¿Y cómo se ve dentro de otros cinco años?

-Uy ni idea. Lo mismo poniendo inyecciones que escribiendo libros de cocina. Aunque lo que más me gustaría es poder tener mi propia tienda en la que grabar mis recetas y, a la vez, poder dar cursos de cocina. Así sí que disfrutaría ¡A saber dónde estaré dentro de cinco años...!

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios