Pasarela

Más de 15.000 'lobbistas' en la Eurocámara

La palabra puede todavía sonar extraña u oscurantista a algunos sectores de la población. Un lobby es un grupo de presión que intenta influir en un proceso legislativo y un lobbista es el que trabaja para él. En el Parlamento Europeo actúan en torno a 15.000 de estas personas de 2.500 organizaciones que van desde empresas automovilísticas a ONG, de nucleares a sindicatos o de centros de estudio a abogados.

Sus actividades han estado siempre cubiertas de gran opacidad, sobre todo en el caso de ciertas empresas ya que cuando se trata de colectivos sin ánimo de lucro, en general, no temen dar publicidad a sus propuestas porque no se avergüenzan de ellas, mientras que en otros casos no hay transparencia de cara a la opinión pública. Los lobbistas actúan en todos las áreas aunque en algunas son más fuertes que otras porque hay más intereses en juego, como fue recientemente el caso de la negociación del paquete sobre cambio climático donde los grandes industriales presionaron muchísimo.

El proceso es el siguiente: desde el inicio de la elaboración de una iniciativa o incluso antes, cuando se está perfilando, los lobbistas empiezan a presionar al diputado mediante correos electrónicos, llamadas, invitaciones que aprovechan para exponer sus argumentos. Pero la mayoría de expertos aseguran que su trabajo es imprescindible para poder tomar determinadas decisiones porque es imposible que un político sea experto en todos los temas y prueba de ello es que algunas de sus enmiendas llegan intactas al texto final de la normativa a debate.

La clave, según muchos políticos, es escuchar todas las versiones pero tomar la decisión en privado.

El problema es cuando la presión conlleva opacidad. Para intentar dar un poco de claridad al asunto, el PE creó un registro en el que ahora hay 4.322 lobbistas de 1.699 organizaciones que tienen su acreditación y pasean por los pasillos de la Cámara como un diputado más. Pero esta base de datos ha generado también polémica por ser voluntaria y por los pocos datos, sobre todo económicos, que se aportan ya que lo fundamental es saber que el señor X representa a la empresa Y, y el dinero que recibe para hacerlo.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios