Divorcios más caros del mundo El alto precio de romper los votos de matrimonio

  • Los 65.000 millones de euros que tendrá que pagar Jeff Bezos a su ya ex mujer superan de lejos a los divorcios de Rupert Murdoch y Bernie Ecclestone.

Jeff Bezos, fundador de Amazon y el hombre más rico del mundo –con una fortuna valorada en más de 130.000 millones de euros– acaba de anunciar su divorcio de la escritora MacKenzie Bezos, lo que llevará a ésta de repente a encabezar el ránking de las mujeres con más dinero cuando se haga oficial y se firme el acuerdo. Tras 25 años de matrimonio y cuatro hijo en común, divorciarse resulta un jugoso negocio pero MacKenzie ha batido todos los récords.

Hasta ahora, el divorcio que se llevaba la palma era el del magnate Rupert Murdoch, quien tuvo que dar 1.959 millones de euros a su segunda ex mujer, Anna Mann, en 1998 para conseguir su libertad y casarse tan sólo dos semanas después con Wendi Deng, una trabajadora suya. Pero su larga lista de conquistas no se quedó ahí; el 5 de marzo de 2016, con 84 años, se casó con la modelo británica Jerry Hall, veinticinco años menor y ex del cantante Mick Jagger. En total, se ha casado cuatro veces y sus divorcios han sido los más caros del mundo.

Tras 24 años de matrimonio, Slavica Ecclestone, esposa del patrón de la Fórmula 1, Bernie Ecclestone, presentó una demanda de divorcio cuyo juicio se saldó con 1.380 millones de euros más en la cuenta de la croata, medio siglo más joven que él. Pero, al igual que Murdoch, Ecclestone tampoco escarmentó del amor volviéndose a casar, por tercera vez ya, con la brasileña Fabiana Flosi en 2012.

El tercer divorcio más caro de la historia es el de una fortuna española, la de Amancio Ortega, fundador de Inditex. Separarse de Rosalía Mera, junto a la que fundó el exitoso emporio textil que incluye la marca Zara, le costó 1.500 millones de euros. Fueron 20 años de matrimonio, de 1966 a 1986, que tuvieron como fruto dos hijos, Sandra y Marcos (afectado por una parálisis cerebral). Con Flora Pérez Marcote, su segunda esposa y madre de su hija Marta, se casó en 2001.

La ruptura más cara de Hollywood hasta ahora ha sido la de un ex matrimonio sobre el que se ha escrito mucho en la prensa del corazón: el de Brad Pitt y Angelina Jolie. 856 millones de euros tuvo que pagar el actor de Siete años en el Tíbet para hacer vida separada de Jolie y sus seis vástagos. Muy lejos quedaban ya los 100 millones que pagó Steven Spielberg a su primera mujer, Amy Irving, en 1989. El divorcio se anunció el 23 de septiembre de 2016 y hasta diciembre pasado no se ha llegado a un acuerdo sobre la custodia de sus hijos.

Arnold Schwarzenegger es uno más en el club de los divorcios eternos. El actor, que se separó oficialmente en 2011 de Maria Shriver, no firmó los papeles del divorcio hasta finales de 2017. Con 200 millones de euros Shriver, con la que estuvo casado 25 años y tuvo tres hijos, dijo adiós a Terminator tras serle éste infiel con una empleada doméstica y haberle ocultado, además, la existencia de una hija fruto de esta relación extramatrimonial.

El divorcio de Tiger Woods de la modelo sueca Elin Nordegren ha sido el divorcio más caro en el ámbito deportivo. El golfista, soltando nada menos que 659 millones de euros en el año 2010, supera con creces al de Michael Jordan y Juanita Vanoy (143 millones) en 2017, aunque guardan en común el motivo: las infidelidades de ellos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios