Economía

Caixabank potencia la financiación al sector promotor inmobiliario

  • El banco refuerza esa línea de negocios al lanzar Caixabank Real Estates & Homes

Una promoción residencial financiada por Caixabank Real Estate & Homes. Una promoción residencial financiada por Caixabank Real Estate & Homes.

Una promoción residencial financiada por Caixabank Real Estate & Homes. / M. G.

Caixabank potencia su especialización como principal entidad que financia al sector promotor inmobiliario con el lanzamiento de Caixabank Real Estate & Homes, la nueva marca de esta línea de negocio.  Con este lanzamiento el banco pretende consolidar el servicio que la entidad presta a las empresas del sector.

El objetivo de la nueva marca es reforzar la atención y servicio personalizado de calidad que ofrece Caixabank a los clientes de este tipo de operaciones, desde la financiación de los proyectos de los promotores hasta la subrogación hipotecaria de las casas de los compradores.

Fuentes de la entidad señalaron a este diario que “Caixabank Real Estate & Homes supone un paso más en la apuesta diferencial del banco por este sector en crecimiento”.

Ciertamente, el banco que preside Jordi Gual, y cuyo consejero delegado es Gonzalo Gortázar, es líder destacado y referente en la promoción inmobiliaria. Con este nueva apuesta, Caixabank ofrecerá un servicio “altamente especializado, acompañando tanto al promotor como al comprador durante todo el proceso”.

El lanzamiento se justifica también por las perspectivas de crecimiento sostenible y duradero del sector inmobiliario.

Según el último informe sectorial publicado por Caixabank Research, el sector inmobiliario español actualmente se está adentrando en una fase más madura del ciclo, caracterizada por una suavización del crecimiento de la demanda y de los precios. Los factores que apoyan la expansión del mercado inmobiliario (la creación de empleo, unas condiciones financieras favorables y una elevada demanda extranjera) siguen evolucionando de manera positiva, aunque tienen algo menos de dinamismo. La oferta de vivienda nueva sigue creciendo con vigor, especialmente en las zonas con mayor demanda y, de cara a los próximos trimestres, la senda expansiva del sector tendrá continuidad.

El sector inmobiliario español cerró el año 2018 con muy buenos registros: la compraventa de viviendas alcanzó las 516.000 unidades, un 10% más que en 2017; los visados de obra nueva superaron el umbral de los 100.000, un 25% más que el año anterior, y los precios de la vivienda aceleraron el paso, con un avance del 6,7%.

En la coyuntura actual del sector inmobiliario, es de esperar que los precios tiendan a moderar su ritmo de crecimiento en los próximos trimestres. En el primer trimestre de 2019, según el INE fue de un notable 6,8% interanual. En los próximos trimestres, los avances seguirán siendo significativos, alrededor del 5% en promedio en el bienio 2019- 2020, según Caixabank Research.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios