Economía

La sindicatura de accionistas tiende la mano al 'pool' bancario para intentar salvar Abengoa

Clemente Fernández, candidato de la sindicatura a presidir Abengoa. Clemente Fernández,  candidato de la sindicatura a presidir Abengoa.

Clemente Fernández, candidato de la sindicatura a presidir Abengoa. / M. G.

Todo sigue por decidir en Abengoa, que vive una larga crisis financiera y social desde hace casi un año. La dimisión del consejo de administración de la filial operativa, Abenewco 1 –que se produjo el viernes pasado, asumiendo su presidente, Gonzalo Urquijo, e integrantes, que la operación de rescate anunciada en agosto había fracasado– abre un nuevo escenario en el que hay que solucionar el mismo problema: la liquidez de la compañía y la disponibilidad de avales para desarrollar su negocio.

En ese escenario, la dirección actual de la matriz, que preside ahora Juan Pablo López-Bravo, aseguró también el viernes que intentará ejecutar ese mismo rescate porque dice contar con un "plazo adicional" al 31 de diciembre de 2020 que no concretó. Y anunció que nombraría un nuevo consejo en la filial operativa.

En esta nueva situación, la sindicatura de accionistas de Abengoa, Abengoashares, movió ficha este lunes, anunciando su disponibilidad a llegar a una solución de consenso que permita salvar el grupo y lograr la paz social. Lo hizo menos de 24 horas después de que comunicase a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), que ha superado el umbral del 15% de representación del voto del capital de la cotizada. En concreto, el pacto parasocial lo integra ya el 15,558% de los derechos de voto del accionariado, por lo que aumenta su posición como máximo representate de los propietarios y a gran distancia de la única participación significativa (que supere el 3%) adicional, que la que controla el Estado.

En un comunicado hecho público este lunes, Abengoashares "se pone a disposición de acreedores, pool bancario y Gobierno para encontrar una solución de consenso con el objetivo de salvar Abengoa S.A.".

Los accionistas sindicados, "tras la salida de Gonzalo Urquijo, dejando a su suerte a 14.000 empleados y a decenas de miles de accionistas" piden "al Gobierno y a los acreedores" que les "ayuden a salvar a la compañía del concurso". La matriz está en precocurso, por decisión de la dirección anterior desde agosto pasado. "La única forma de alcanzar un acuerdo pasa por contar con todas las partes implicadas, y la sindicatura de accionistas está dispuesta a inyectar 22 millones de euros para facilitar un nuevo plan de financiación, para lo cual Abengoashares se compromete a acudir a una ampliación de capital, arriesgando nuevamente nuestro dinero", añade en referencia a la oferta de aportar capital en Abenewco 1, mediante una ampliación preferente para accionistas de la matriz.

La sindicatura, que recuerda que ya es el "primer accionista de Abengoa S.A.", considera "una irresponsabilidad que Juan Pablo López-Bravo y Margarida de la Riva Smith sigan enrocados sin querer hablar con los legítimos propietarios de la compañía y quienes les nominaron para sus cargos". Además, concluyen que esos consejeros "no están autorizados para nombrar un nuevo consejo en Abenewco1 sin escuchar a los accionistas". Es más, les recuerdan que deben "atender al artículo 174 de la Ley del Mercado de valores que garantiza un consejero dominical a la sindicatura".

Los propietarios minoritarios que integran la sindicatura avisan de que "ningún consejo de administración está por encima de la ley, ni puede permitir la deriva de la empresa que administra" y recupera que ha "transcurrido más de un año sin presentar cuentas auditadas, sin comunicar información referente a su situación financiera y continúa ocultando información importante a los accionistas y organismos reguladores". "Es un despropósito que los accionistas no podemos tolerar", advierten.

El máximo accinista de Abengoa admite que "la situación de la empresa es crítica y no puede pasar un solo día más en que la empresa continúe esta deriva destructiva, incumpliendo gravemente reglamentos y leyes."

Por ello, reiteran que el actual consejo de la matriz "debe convocar de inmediato la junta general extraordinaria solicitada el 30 de diciembre de 2020 e iniciar conversaciones con Clemente Fernández como representante de la sindicatura para alcanzar un nuevo acuerdo de refinanciación". Fernández es el candidato a presidir la compañía en esa junta pendiente de convocar, en una candidatura que también integrarían José Alfonso Murat Moreno y José Joaquín Martínez Sieso.

"La sindicatura tiene como único objetivo salvar a la empresa", recuerda el comunicado, que añade que los propietarios esperan que "tanto los acreedores como el pool bancario, en colaboración con el Gobierno", se presten a "alcanzar un acuerdo que garantice el futuro de Abengoa", dado que reiteran que "losaccionistas somos la solución, no el problema".

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios