Baloncesto | Primera Nacional masculina

Los equipos onubenses de la Primera Nacional masculina se quedan con la miel en los labios

  • Los técnicos Pedro Vadillo (Ciudad de Huelva), Kike Avián (Ciudad de Palos), Óscar Aleu (Biozone Green Moguer), Alonso Pérez (PMD Gibraleón) y José Pedrote (PMD Aljaraque) analizan la Liga

Avián, Chaparro, Aleu (arriba), Vadillo, Pérez y Pedrote, durante el encuentro. Avián, Chaparro, Aleu (arriba), Vadillo, Pérez y Pedrote, durante el encuentro.

Avián, Chaparro, Aleu (arriba), Vadillo, Pérez y Pedrote, durante el encuentro. / H. Información

El Ciudad de Huelva organizó un encuentro vía Internet con los cinco entrenadores de los equipos onubenses de la Primera Nacional masculina, que destacaron el buen nivel de la categoría y su igualdad, lamentando que no se pudiera disfrutar de un final de Liga que se presumía apasionante. Los protagonistas fueron Pedro Vadillo (Ciudad de Huelva), Enrique Avián (Ciudad de Palos), Óscar Aleu (Biozone Green Moguer), Alonso Pérez (PMD Gibraleón) y José Pedrote (PMD Aljaraque), moderados por Eugenio Chaparro.

La Federación Andaluza de Baloncesto (FAB) dio la competición por finalizada el 8 de marzo, momento en el que lideraba la tabla el Portuense (13 vitorias y 4 derrotas), seguido de Peñarroya (12-6), Moguer, Ciudad de Huelva y Palos (12-5), siendo Aljaraque sexto con 10-8 y Gibraleón octavo con 9-7. La FAB ha decretado que no habrá descensos, pero no se ha pronunciado aún sobre los ascensos a la Liga EBA.

Enrique Avián asegura que la cancelación de la Liga “es un gran fastidio; nosotros iniciamos un proyecto nuevo, con sólo 3-4 jugadores de la pasada campaña y una apuesta importante por incorporar a jugadores con experiencia; teníamos que adaptarnos y la evolución del equipo estaba siendo positiva. El calendario era complicado en el final de Liga ante los equipos de Huelva, los más difíciles; nos queda la espina de no saber hasta dónde hubiera llegado nuestra evolución”.

La valoración de Óscar Aleu “es parecida a la de Enrique; tuvimos muchas incorporaciones y nos ha costado adaptarnos, pero la evolución era buena. Recuperamos a Julio, al que se le salió la rótula en el Trofeo Diputación, luego perdimos a Pacheco para lo que quedaba de temporada, incorporamos a Fran, Lagares, Fruti... y los jugadores han ido creciendo. La Liga estaba muy apretada y el final hubiera sido interesante para los equipos onubenses, hay muy buen nivel este año en Huelva”.

El PMD Gibraleón llegó a situarse como líder mientras el PMD Aljaraque ha ido de menos a más

El Gibraleón es la otra cara de la moneda ya que “mantuvimos el equipo casi el 90%, con la incorporación de David Vizcaíno, que nos ha venido muy bien; también hemos tenido lesiones. Nuestro objetivo es tener un equipo en Liga Nacional el mayor tiempo posible para que la Escuela vaya creciendo. Empezamos muy bien, llegamos a estar líderes pero en los últimos partidos hemos ido a menos. El balance es positivo; queremos alargar este proyecto y lo estamos consiguiendo”, destaca Alonso Pérez.

José Pedrote divide en dos la temporada del Aljaraque: “En la primera parte se juntaron varios factores como los cambios en la plantilla, que se ha rejuvenecido, jugadores importantes el año pasado que ahora no están y costó adaptarse; en la segunda parte la plantilla se compensó, es estabilizó y hubo un crecimiento. Mi reconocimiento a los más jóvenes, que estuvieron en la primera etapa y pese a las dificultades, mantuvieron la identidad del equipo”.

Los cuatro primeros se hubieran cruzado con los cuatro primeros del otro grupo en busca del ascenso a la Liga EBA. Pedro Vadillo afirma que “todos los equipos de arriba nos íbamos a enfrentar ahora. Los de Huelva podíamos estar entre los cuatro primeros y no sabemos cómo podía haber acabado, porque había mucha igualdad, habrían sido partidos muy bonitos”.

En la misma línea, Avián destaca “la igualdad en la categoría. El Portuense lo tenía muy bien; y en cuanto a los de Huelva no sabría decir qué tres entrarían en el play off ni en qué posiciones. El Ciudad de Huelva ha sido el más regular, siempre arriba, y debía estar junto a dos de nosotros”.

Me hubiera encantado que los equipos de Huelva estuvieran arriba; además los entrenadores somos amigos", afirma Óscar Aleu

“El Portuense tiene una base sólida pero esta liga es tan apretada que podías perder ante cualquiera. Me hubiera encantando que todos los de Huelva estuviésemos arriba porque además los entrenadores somos amigos. Al Portuense lo veía en el play off y no sé qué tres equipos de Huelva lo acompañarían, porque creo que el Peñarroya perdería partidos”, comenta Óscar Aleu.

Alonso Pérez reitera que “los equipos de Huelva son los más difíciles, los más fuertes de la competición; el Portuense tiene una gran plantilla; Moguer también lo veo arriba al igual que al Ciudad de Huelva y al Palos, y Aljaraque estaba subiendo y podía ganar a cualquiera”.

Por su parte, Pedrote manifiesta que “nosotros no nos planteamos entrar en play off tras la temporada que habíamos pasado; nuestro objetivo era ir partido a partido y cuando cogimos una dinámica buena podíamos competir con cualquiera. Al Ciudad de Huelva lo he visto muy regular, al igual que a Moguer, que tiene un gran potencial; Palos ha dado un paso adelante y Gibraleón es un claro candidato a play off. También me quedo con las ganas de saber qué hubiera pasado, porque veía a mi equipo disfrutar en la pista”.

Los técnicos comentan los partidos claves de la temporada, su mayor alegría y su mayor decepción

En cuanto a los partidos clave de la temporada, el técnico del Ciudad de Huelva dijo que “todas las derrotas dan coraje y hemos sufrido varias por 1-2 o 3 puntos; el mejor partido, en Peñarroya, fuimos con 8 séniors, sin Montaner y ganamos de dos. Es el partido que más satisfacción me ha dado”

Para el Ciudad de Palos “lo peor fue perder en Penarroya, tuvimos balón para ganar el partido con empate en el marcador y en la prórroga llegamos a ir siete arriba a 1:23 del final, pero perdimos cuatro balones seguidos y regresamos de vacío; el mejor triunfo, en casa contra Gibraleón, en el último segundo”.

Para el Moguer el peor encuentro fue “en la visita al Xerez por el ambiente hostil y encima nos barrieron de la pista; lo mejor, la visita al Labradores y el último partido de Liga en la visita al Ciudad de Huelva, íbamos muy tocados, ganábamos de cinco a 45 segundos del final, nos fuerzan la prórroga y de tenerla perdida pasamos a ganar con un triple de Ful Casanova en el último segundo”.

Gibraleón lamenta “perder cinco partidos por menos de tres puntos, el más duro fue contra Palos porque lo teníamos ganado; para el aficionado fue bonito, pero yo llegué a casa con dolor de cabeza. El mejor fue el Peñarroya, donde ganamos con autoridad y también ante Moguer, un rival potente”.

Para el Aljaraque lo mejor llegó en Gines “donde el equipo no se rindió nunca y venció por entrega y carácter; lo peor no es la derrota en sí, sino cómo se produce, y en la primera parte en Peñarroya el equipo bajó los brazos y tuvo una actitud que nunca había visto”.

Migue Mora, Ful Casanova, los hermanos Blanco, el 'mejicano', Samu Ceada y David Vizcaíno, destacados

Respecto a qué rival le ha costado más parar, Vadillo tiene claro que “a Migue Mora (Aljaraque), y también son muy difíciles de defender el americano del Xerez, Ful Casanova (Moguer), Samu Ceada (Palos) y el 'mejicano' (Gibraleón)”.

Aleu “diría casi lo mismo que Pedro, 'el mejicano' un jugador corpulento que corre, Samu Ceada puede tirar de 8 metros o postearte, David Vizcaíno, Migue Mora, los dos hermanos Blanco del Ciudad de Huelva, y el americano del Xerez, que nos metió 45 puntos”.

Avián destaca que “muchos jugadores de Nacional tendrían cabida en Liga EBA, el nivel medio es bueno. Todos sabemos quiénes son los más determinantes de cada equipo, aunque no es bueno centrarte en defender sólo a un jugador”.

En la misma línea Alonso manifiesta que “si nos obcecamos en uno o dos jugadores dejamos libres a los demás. Migue Mora nos hizo mucho daño, al igual que Molina y Ceada (Palos), Moguer tiene una gran plantilla; el Ciudad de Huelva tiene a los dos hermanos Blanco y a Márquez, un pivot que ha crecido mucho”.

Para Pedrote “centrarse en un jugador puede ser positivo o negativo; si trasladas al equipo una obsesión lo puedes limitar. A nosotros lo que nos mataba era el rebote”

Por último, ninguno se quiso 'mojar' a la hora de elegir un quinteto; y destacaron la importancia de que los jóvenes vayan asumiendo protagonismo y tomando el relevo generacional.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios