Deportes

El Zalamea logra los tres puntos in extremis

Jugada del encuentro que disputaron Zalamea y Mazagón, ayer. Jugada del encuentro que disputaron Zalamea y Mazagón, ayer.

Jugada del encuentro que disputaron Zalamea y Mazagón, ayer. / david garcía

El Zalamea remontó un partido donde fue de menos a más y que comenzó con un largo tanteo entre ambos contendientes. Fueron los visitantes los que empezaron a mostrar más peligro, aunque no se crearon oportunidades claras durante el primer cuarto de hora, justo cuando Ale Oliva disparó de lejos despejando Serapio.

Una falta al borde el área local en el minuto 18 sirvió para abrir el marcador, Enrique elevó el balón sobre la barrera y lo colocó a la izquierda de Pablo Fiscal, que no llegó a despejar. La banda izquierda se convirtió en el espacio por el que el equipo costero encontraba hueco entre la zaga local.

Ligera recomposición de los locales que comenzaron a llegar con cierto peligro. Pablo Matilla se hizo con un balón en la línea de fondo y en un mano a mano con Serapio, consiguió soltearlo. Desde el banquillo local se protestó un supuesto agarrón del meta visitante cuando Matilla se escapaba.

En la reanudación, más motivación entre los locales, no obstante, el visitante Enrique consiguió hacerse con un balón dentro del área pero no logró controlar cuando se encontraba solo delante de Fiscal en el 53. Los locales consolidaban su dominio y comenzaron a llegar, aunque sin acierto de cara al gol.

Nuevo saque de esquina para los locales, balón que cayó en el área pequeña. Tras varios rechaces, Ale Oliva aprovechó su posición para establecer el empate con un disparo a bocajarro en el 56. En el último cuarto de hora hubo ocasiones alternas, pero con un Zalamea que puso más interés en desnivelar el marcador. En el minuto 89, en una falta a favor de los locales en el borde del círculo central, tras el saque, balón al área pequeña y un hábil Pablo Matilla, tocó el cuero con precisión y mandándolo al fondo de la red.

El árbitro dio cinco minutos de añadido que no sirvieron para mover el marcador y sí para crear cierto nerviosismo entre ambos equipos con algunos roces entre jugadores.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios