bádminton campeonato del mundo

Carolina se queda como única defensora del pabellón español

  • La onubense, que aspira a conquistar su tercera corona mundial, se mide hoy a la japonesa Sayaka Sato

  • Pablo Abián cae ante el indio Srikanth

Carolina Marín se prepara para golpear el volante en su primer partido del Mundial de China, el martes. Carolina Marín se prepara para golpear el volante en su primer partido del Mundial de China, el martes.

Carolina Marín se prepara para golpear el volante en su primer partido del Mundial de China, el martes. / SUNAN LIU / efe

Carolina Marín se ha quedado como única defensora del pabellón español en el Mundial de bádminton que se disputa en Nankín (China). El resto de los representantes nacionales han caído eliminados de la competición por lo que la volantista onubense, que aspira a conquistar su tercer cetro continental, es la última esperanza española en esta competición.

Carolina se enfrenta hoy a la japonesa Sayaka Sato, número 17 del mundo, en un duelo correspondiente a los octavos de final del cuadro individual femenino.

La reina del deporte de Huelva, que el pasado martes en su estreno no tuvo problemas para deshacerse en dos sets (21-9 y 21-8) de la tailandesa Busanan Ongbamrungphan en un partido que apenas tuvo 31 minutos de duración, parte como cabeza de serie número 7 del torneo.

La nipona Sato será un duro escollo para la onubense. Ambas se han enfrentado en cuatro ocasiones, con un balance de dos victorias y dos derrotas para cada una. En su último duelo, disputado el pasado mes de abril en Indonesia, la japonesa se impuso por 21-11, 22-22 y 18-21 en un largo y emocionante encuentro. En los dos anteriores Carolina superó a Sato, en marzo de 2017 en el Abierto de Alemania (21-17,17-21 y 21-13) y anteriormente, en noviembre de 2016, en el Open de China (21-13 y 21-12). El primer partido entre ambas se celebró en abril de 2010, cuando la jugadora de Huelva apenas tenía 17 años, en el Gran Prix Gold de Taipéi (Taiwán). Entonces Sato ganó en tres sets (8-21, 21-19 y 7-21).

Ayer el español Pablo Abián, jugador del Recreativo Bádminton IES La Orden, se despidió del Mundial al perder contra el indio Kidambi Srikanth, quinto cabeza de serie, quien se impuso por 21-15, 12-21 y 21-14 en un partido que duró 62 minutos.

El aragonés, de 33 años y número 48 del ranking mundial, empezó el encuentro perdiendo el primer set, consiguió recuperarse en el segundo pero finalmente claudicó en la tercera manga ante el indio -sexto del mundo, de 25 años- que se medirá en octavos de final con el malasio Daren Liew, de 30 años y número 38 del mundo.

Abián se estrenó en el torneo con un triunfo ante el inglés Toby Penty (21-18, 21-6) en treintaidosavos de final.

Ayer también fue eliminado el toledano Luis Enrique Peñalver, 115º en el ranking mundial, que cayó en la segunda ronda ante el indio Bhamidipati Sai Praneeth (16º) dejando el cuadro masculino sin representación española.

Peñalver, de 22 años, plantó cara al indio en el primer set, que se resolvió con un ajustado 21-18, pero en el segundo el jugador indio de 25 años, que atraviesa el mejor momento de forma de su carrera, impuso su calidad y asestó un más holgado 21-11 al castellanomanchego.

Praneeth jugará la tercera ronda ante el danés Hans-Kristian Vittinghus, quien ayer dio la sorpresa al vencer al 15º cabeza de serie, el indonesio Tommy Sugiarto, por 21-14 y 21-15.

En el cuadro femenino la madrileña Beatriz Corrales fue eliminada en la primera ronda por la inglesa Chloe Birch por 21-17 y 21-19. Hoy Carolina tratará de superar a Sato para incrementar su brillante palmarés en el que destacan su medalla de oro olímpica conquistada en Río de Janeiro 2016, los dos títulos Mundiales cosechados en Copenhague (Dinamarca) en 2014 y Yakarta (Indonesia) en 2015, y sus cuatro Campeonatos de Europa, el último de ellos el pasado mes de abril en Huelva, en el Palacio de los Deportes que lleva su nombre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios