Oferta de empleo Mercadona busca candidatos para 28 puestos de trabajo en la provincia de Huelva

Deportes

Goles por las ventanas y cláxones por las calles de Ceuta tras la victoria de Marruecos en el Mundial de Qatar

Vista aérea de Ceuta.

Vista aérea de Ceuta. / EFE

Los más de 4.000 marroquíes censados oficialmente en Ceuta han vivido este martes la victoria de Marruecos sobre España en los octavos de final del Mundial de Qatar 2022 festejando los goles por las ventanas y haciendo sonar los cláxones de los vehículos por las calles.

La mayoría de estos marroquíes han optado por seguir el desarrollo del encuentro desde sus propias viviendas y han descartado la posibilidad de acudir a algún bar para ver el partido, según ha comprobado EFE.

Al final del partido muchos de ellos se han dejado ver por las calles de la ciudad celebrando el triunfo desde sus vehículos y al grito de "¡Viva el Magreb!" o "Marruecos, el mejor".

En las inmediaciones de la frontera con Marruecos la tranquilidad era la nota dominante aunque a lo lejos, en territorio ya marroquí, sí se escuchaba el lanzamiento de cohetes para festejar la victoria y el pase a cuarto de final de los "Leones del Atlas".

Duelos por las ventanas

Este hecho hizo que se vieran duelos por las ventanas cuando se producía alguna ocasión de peligro, según comentó a EFE Sufian Said, propietario de una vivienda en la barriada de Los Rosales y que lleva una década residiendo en la ciudad desde su marcha de Fez.

El paso fronterizo del Tarajal, que separa Ceuta de Marruecos, era este mediodía un auténtico desierto tanto de personas como de vehículos, cuando habitualmente en un día normal es transitado por más de 3.000 personas y más de mil automóviles.

Fuentes policiales indicaron a EFE que a la celebración del partido se unió a que era una jornada festiva en la ciudad, lo que motivó que muchos marroquíes que entran cada día para trabajar no lo hayan hecho este martes.

La aduana reflejaba desde primeras horas un aspecto poco habitual por esta circunstancia, a la que se ha sumado la lluvia que desde la jornada del lunes está cayendo en la ciudad, lo que ha motivado que muchos ceutíes con familias en Marruecos hayan optado por permanecer en la Ciudad Autónoma.

Comercios

Lo que sí se ha resentido ha sido la actividad comercial, totalmente paralizada en la tarde de este martes, a pesar de que los comercios han procedido a su apertura en un día festivo.

"No ha entrado nadie en la tienda, lo cual ya me esperaba, por eso he abierto una hora más tarde", ha confesado a EFE Juan Carlos García, propietario de un establecimiento situado en pleno Paseo del Revellín, en el centro de la ciudad.

Las tiendas, que habían aprovechado este martes para abrir sus puertas por las compras navideñas, han estado vacías desde las 15:30 horas hasta después de las 18:00 horas. "Las calles estaban totalmente desiertas", ha dicho a EFE un agente de la Policía Local, que destacaba que sólo había podido ver "algunos trozos" del encuentro mediante el teléfono móvil.

"Parecía que estábamos en pandemia", nos asegura irónicamente el mismo policía.

Y es que el Marruecos-España ha paralizado las calles de Ceuta como era previsible, así como el paso por una frontera que en este martes ha estaba menos transitada que nunca.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios