Mayores que cosen sonrisas

  • Una treintena de mujeres de Punta Umbría confeccionan gorros oncológicos infantiles que donarán a la Asociación Contra el Cáncer

Una treintena de mujeres de la Asociación de Mayores de Punta Umbría están participando en una novedosa y solidaria iniciativa organizada por el Centro Municipal de Mayores de dicha localidad costera en cuyo marco ya han confeccionado casi un centenar de gorros oncológicos infantiles que posteriormente donan a la delegación de la Asociación Española Contra el Cáncer en el municipio, así como a distintos hospitales con los que dicho centro ha mantenido contacto desde el pasado verano.

La iniciativa lleva por nombre Cosiendo Sonrisas y arrancó el pasado 20 de noviembre con motivo del Día Internacional de la Infancia, aunque según la monitora del taller, Ana María Vidal, la idea surgió el pasado verano cuando a un familiar de una de las alumnas del Aula de Manualidades del centro le surgió la necesidad de uno de estos gorros para un hijo enfermo de cáncer.

Y es que según prosigue la monitora, este tipo de productos son bastante caros en el mercado, oscilando su precio entre 25 y 35 euros, por lo que "decidimos hacerlos en el marco del taller de manualidades para posteriormente donarlos a menores con dicha enfermedad".

De esta forma se pusieron manos a la obra, y actualmente dedican a Cosiendo Sonrisas media hora de cada una de las dos clases semanales de manualidades a las que asisten, para lo cual las propias usuarias son las que donan las telas, además de contar con la colaboración de distintos comercios de la localidad y de algunos trabajadores del centro para su adquisición.

Por el momento ya han confeccionado casi un centenar de gorros tanto para niños como para niñas, y de distintos modelos y tamaños, además de algunos para personas adultas de la localidad que se los solicitan tras enterarse de la iniciativa.

Otra de las particularidades de estos gorros, añade Vidal, es que "los hacemos usando telas estampadas con motivos infantiles y mucho colorido, lo cual es mucho más divertido para los pequeños, ya que no es lo mismo un gorro con sus personajes preferidos de los dibujos animados, que con el típico verde o azul de quirófano".

Las alumnas del taller también han confeccionado recientemente corazones de tela que posteriormente entregaron a la asociación onubense contra el cáncer de mamá Santa Águeda.

Para Ana María Vidal, trabajadora social del Ayuntamiento de Punta Umbría, "estas actividades demuestran el importante valor y la gran aportación que los mayores pueden hacer todavía en nuestra sociedad". La trabajadora municipal también ha señalado que "las participantes están muy motivadas porque muchas de ellas conocen la dureza de esta enfermedad".

Por su parte la mayoría de las alumnas coinciden en mostrar su satisfacción por una iniciativa en la que están poniendo mucha ilusión y todo el cariño, pero que por otra parte reconocen les deja un sabor "agridulce" porque "ojalá ningún niño, ni nadie, tuviese que llevar este tipo de gorros".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios