"Somos un programa amable que apuesta por la sostenibilidad"

  • Ezequiel Martínez, tras casi 20 años al frente del programa agropecuario de Canal Sur, se enorgullece de haber visto "la dignificación del campo andaluz"

Fue uno de los primeros en lanzar mensajes de sostenibilidad para el campo andaluz. Esa premisa, casi 20 años después, le ha llevado a ser considerado como uno de los gurús de nuestra agricultura. Ezequiel Martínez dirige desde hace 17 años uno de los programas con más tradición de la televisión andaluza,Tierra y Mar, un espacio ampliamente galardonado y que tiene a gala contar con un público fiel superior a los 300.000 espectadores. Para el director del programa la clave del éxito radica en que desde el principio introdujo variables medioambientales y ha sido un programa que, a la vez que ha preservado los elementos fundamentales, ha mirado al futuro. De la misma forma, destaca que para hacer un producto de calidad es necesario contar con un equipo singular, como el suyo. "Si cuentas con buenos instrumentos y buenos músicos es fácil dirigir una orquesta", dice.

A la hora de definir su espacio, Ezequiel Martínez lo tiene claro: "es un programa amable y que apuesta por la sostenibilidad; que se preocupa del ser humano y que intenta contar las experiencias en primera persona, llegando hasta los verdaderos protagonistas".

Para conseguir llegar a un público tan amplio como el suyo, el director de Tierra y mar tiene claro que no puede basarse sólo en noticias institucionales y es por eso que presta especial atención a las informaciones que le llegan a través de particulares. "Son muchos los espectadores que nos envían correos electrónicos contándonos asuntos que pueden ser noticiables, lo que nos llena de satisfacción, ya que eso deja entrever que tenemos un público fiel que confía, sobre todo, en nuestra credibilidad y rigor en las investigaciones", dice con orgullo.

Precisamente son estas dos premisas las que han conseguido que Tierra y mar sea, junto a Reporteros, uno de los programas de Canal Sur más laureados, ya que ha logrado, entre otros, el premio Nacional de Medio Ambiente, el de Andalucía de Medio Ambiente, el de Andalucía de Periodismo y el de la Asociación de Telespectadores de Andalucía. Ezequiel Martínez lleva a gala estos premios, aunque a la hora de elegir remarca que se queda con los que le llegan desde los más remotos pueblos de la geografía andaluza. "Por importancia, destacaría el que nos concedió el Príncipe en Madrid, el Premio Nacional de Medio Ambiente, aunque por ilusión me quedaría con cualquiera de los que nos conceden en pueblos pequeños, como la Encina de oro que nos han concedido recientemente en la Feria del Ganado Porcino de Villanueva de los Castillejos, un pueblo de 3.000 habitantes", dice al tiempo que remarca que este tipo de galardones "nos refuerza y nos hacen ver que estamos en el buen camino".

Si de algo presume el director de Tierra y mar es de haber visto la transformación y dignificación del campo andaluz. "Desde que que comenzó Tierra y Mar hemos podido comprobar la evolución extraordinaria que se ha producido en la agricultura andaluza. Hemos pasado de ver a los jornaleros que pedían igualdad y a los agricultores que trabajaban la tierra de sol a sol a ver una agricultura más digna. El nivel medio socioeconómico de los pueblos se ha incrementado notablemente y eso se nota también en el campo", dice a la vez que explica que, para conseguirlo las ayudas europeas han sido la clave que ha posibilitado el desarrollo de los pueblos del interior de Andalucía. A pesar de que en su programa no se habla de economía, Ezequiel Martínez asegura que en los últimos años se ha visto cómo en los pueblos que miran al campo la crisis está pasando de puntillas, algo que no sucede en las grandes ciudades. Lo tiene claro: "Estamos viendo que muchos de los que en su día dejaron el pueblo para probar suerte en la hostelería o la construcción de la costa hoy retornan a sus respectivos lugares de origen porque ven que en los pueblos pequeños se soporta mejor la crisis que en las grandes ciudades y siempre hay tajos a los que recurrir", explica.

En los casi 20 años que lleva al frente del programa, Ezequiel ha sacado muchas conclusiones, pero entre todas, destaca una: que el futuro del campo andaluz se encuentra en la sostenibilidad. "Para mirar al futuro debemos pensar en aplicar la agricultura ecológica a todos los cultivos porque eso es lo que demanda Europa".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios