El Supremo da la razón a Cuatro por un programa de cámara oculta

El Tribunal Supremo ha avalado en una sentencia que la cadena Cuatro, recién incoporada entonces a Mediaset, usara una cámara oculta para obtener imágenes del exjefe de la Policía Municipal de Valdemorillo (Madrid), Francisco Paulino H. U., imágenes que emitió en unos reportajes televisivos que le costaron el puesto al agente en 2011. El expolicía recurrió ante el Supremo para conseguir que se declarase la intromisión en su honor de Cuatro.

El Alto Tribunal rechaza la petición y destaca que la crítica recogida en los reportajes fue "plenamente tolerable" y además resultó "socialmente útil", a la vista de la reacción inmediata del ayuntamiento destituyéndole como jefe de la Policía Local. Tampoco acepta el Supremo la petición de Paulino para que se elevara la indemnización, de 10.000 euros que la Audiencia de Madrid impuso a Mediaset. El tribunal madrileño entendió enotnces que sí había sido vulnerado el derecho a la intimidad y la propia imagen del policía, al usarse el sistema de cámara oculta en la conversación con él, aspecto que no se recurrió.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios