Twitter conquista Bruselas

  • Los comisarios europeos llegan a la popular red social y fomentan la transparencia de una institución que tras muchos años no termina de calar en la opinión pública

La utilización de Twitter ha permitido últimamente que se relajen las declaraciones de varios comisarios europeos, quienes se animan a dar opiniones más osadas en la red que en las ruedas de prensa. Esto, poco a poco, está revolucionando los estrictos códigos de comunicación del ejecutivo en Bruselas. Al menos 13 comisarios utilizan esta herramienta, que tiene 100 millones de usuarios activos en todo el mundo. Entre ellos la sueca Cecilia Malmstrom, encargada de asun tos interiores, que en la popular red realiza declaraciones bastante más audaces de las que suelen hacer estos funcionarios.

"Al fin una cumbre en la que se habla del empleo y del crecimiento. Pero es demasiado poco y demasiado tarde", comentó tras la cumbre europea del 30 de enero. En esta plataforma no hay ningún control sobre lo que expresan los comisarios, conocidos por sus artes de la diplomacia.

"Es imposible, ya es demasiado tarde", afirmó una fuente de la institución. "No hemos impuesto ninguna regla en este respecto", aseguró la portavoz del Ejecutivo Pia Ahrenkilde Hansen. "Cada comisario utiliza este canal informal para comunicar sobre su política y la actualidad", explicó. Allí "expresan sus posturas personales, pero también las de la Comisión".

Cecilia Malmstrom es aún novata en esta red, pero su cuenta ya tiene 2.000 seguidores. De todas maneras, la cuenta de Malmstrom está lejos de ser tan popular como la de algunos de sus colegas como Connie Hedegaard (Clima), Viviane Reding (Justicia) o Neelie Kroes, de Nuevas Tecnologías, que tiene 34.759 seguidores.

Muy activa en esta red, Kroes dio a conocer en un mensaje de 140 caracteres su oposición a los proyectos de ley antipiratería en Estados Unidos, iniciando un debate feroz con su homólogo francés Michel Barnier, ardiente defensor de la propiedad intelectual. En medio del acalorado debate cibernético, recibió el apoyo de Viviane Reding y Malmstrom, que escribió que el proyecto de ley estadounidense SOPA (Stop Online Piracy Act) significaba "basura" en sueco.

Cecilia Malmstrom, Neelie Kroes, Connie Hedegaard y Viviane Reding "son políticas". Twitter les "devolvió el uso a una libertad de expresión que se les había limitado" por los acartonados procedimientos de la Comisión en materia de comunicación, aseguró un allegado a las comisarias.

Lo que no tendría lugar sería la censura previa. En parte, no es viable, pues "sería imposible hacer validar cada tweet antes de su publicación", precisó una fuente de la institución. "Twitter es una bocanada de aire fresco en la comunicación oficial", contó otra. La red social es una oportunidad de ejercer un nuevo modelo de democracia más participativa. No en vano, "el propio presidente de la Comisión, José Manuel Barroso, estimuló a los comisarios a usar Twitter", subrayó.

"Debemos estar presentes en los medios que las personas utilizan y debemos adaptarnos", explicó una fuente "pero nunca remplazarán a los canales de comunicación tradicionales".

De todas maneras, Twitter sí que distendió y convirtió en más auténticas las declaraciones oficiales y ya las autoridades llevan a cabo un estudio para darle un toque más humano a sus declaraciones."A veces damos la impresión de habernos convertido en robots", dijo un portavoz.

Por su parte, los políticos españoles iniciaron durante las dos últimas campañas su andadura. El propio presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el jefe de la oposición, Alfredo Pérez Rubalcaba, tienen cuentas en Twitter, con un uso muy institucional y plano.

Si hubiera que destacar alguna salida de tono, sería la de la propia cuenta del PSOE, durante el proceso de primarias internas. "Con una candidata podemos ir a peor. Y con el otro no vamos a ninguna parte. ¿Qué ha pasado con la cantera?", publicó. Las culpas fueron a parar a un hacker pero muchos se preguntaron si había sido un despiste del administrador al seleccionar la cuenta con la que publicar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios