Cerca de medio centenar de imputados por originar incendios forestales en 2008

  • De los 1.612 incendios registrados en España, las fiscalías llevaron a los tribunales 385 casos de fuegos provocados por negligencia o imprudencia.

Casi medio millar de personas fueron detenidas o imputadas por su vinculación con alguno de los 11.612 incendios forestales que se declararon en España durante el año pasado, según la Memoria de la Fiscalía Coordinadora de Medio Ambiente y Urbanismo correspondiente al 2008.

De los 11.612 incendios registrados en España, las fiscalías llevaron a los tribunales 385 casos en los que se imputaron o detuvieron a 436 personas (el 15,5 por ciento más que un año antes).

Según la Memoria de la Fiscalía, tres de cada cuatro incendios (287) fueron originados por negligencia o imprudencia.

La mayoría de las imprudencias se debieron a la quema de rastrojos y a la limpieza de zonas agrícolas o forestales (el 61,3 por ciento de las negligencias), el uso de maquinaria (10,8 por ciento), la limpieza de zonas próximas a tendidos eléctricos (10,4 por ciento) y las chispas del ferrocarril (1,3 por ciento).

Por otro lado, en el 24,1 por ciento de los incendios hubo intencionalidad por parte de los imputados o detenidos que iniciaron el fuego para regenerar pastos (12,9 por ciento), por venganza familiar o vecinal (11,8 por ciento), por piromanía (15 por ciento) y por trastorno de las facultades mentales (3,2 por ciento).

Un 58 por ciento de los casos sin aclarar

No obstante, en un 58 por ciento de los casos, la Fiscalía no pudo determinar el móvil del incendio, y en el 1,5 por ciento el fuego se inició por accidente. De los 385 incendios procesados, 217 afectaron a una extensión menor a una hectárea (los llamados "conatos"), otros 164 alcanzaron una extensión superior a esa medida, tres tuvieron la consideración de "gran incendio" (más de quinientas hectáreas) y en los restantes se desconocen las dimensiones exactas del incendio.

En cuanto a las Fuerzas de Seguridad que instruyeron las diligencias por estos hechos, la Guardia Civil intervino en 164 incendios, la Policía Autónoma en 185, y los Agentes Rurales de Cataluña en otros 43 incendios.

A pocos meses de que comience la temporada de verano, entre el 1 de enero y el 31 de marzo de este año, se han registrado ya 5.034 incendios forestales (un "gran incendio", 2.454 conatos y 2.580 fuegos), según los últimos datos del Ministerio de Medio Ambiente.

En esos incendios se han quemado 23.712 hectáreas de superficie forestal y 18.523 hectáreas de matorral y monte abierto.

Por localización, el 73,7 por ciento de los siniestros registrados en lo que va de año han tenido lugar en el noroeste peninsular, el 21,6 por ciento en las comunidades interiores, el 4,5 por ciento en el área mediterránea y el 0,08 por ciento en Canarias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios