A la manera de Romaric

  • El marfileño, ante un rival que esperó sin presionar, se soltó y reivindicó con pases largos y cortos · Fernando Navarro y Jesús Navas sorprendieron al salir de su zona

Comentarios 3

No está claro si Cameron Diaz volverá a asistir a un estadio para ver un partido de fútbol después de lo visto en Nervión, pero eso, a Jiménez, bien poco le importa. El entrenador de Arahal extrajo otras conclusiones más provechosas: que Romaric se va soltando, que en el fútbol moderno, tan sujeto a las pizarras y al nivel físico de los jugadores, hay que sorprender como lo hicieron Fernando Navarro o Jesús Navas saliendo de sus zonas habituales, que Cala está ahí para lo que disponga su técnico...

Defensa

Precisamente la entrada del jugador criado en la cantera fue lo más reseñable en la zaga. Las bajas le dieron la gran ocasión y no extrañó la situación, se acopló y, de paso, agradeció la actitud del Rangers, que ni perdiendo se animó a adelantar líneas. El único que jugó con hambre en el equipo protestante de Glasgow fue... Nacho Novo, que trató de moverse y desmarcarse a la espalda de la defensa. Su voluntad halló premio en el minuto 83 cuando Dragutinovic falló el pase al tratar de sacar la pelota de atrás y el español del Rangers se vio frente a Palop. Fue la primera llegada de los británicos. La segunda y última, un tiro de McCulloch que desvió Palop.

Ataque

El Rangers se dispuso con cuatro defensas, cinco medios y Miller arriba. Cedió la pelota y el terreno. Y no presionó la salida del balón por parte del Sevilla. Un escenario ideal, pues, para que Romaric se fuera soltando y empezara a convencer a Jiménez de que puede ser regularmente esa pieza que dé fluidez al juego. Ayer lo hizo a su ritmo, conduciendo quizá demasiado con su pierna izquierda y huyendo de la derecha, pero resolutivo al cabo. Lanzó varias pelotas largas a la espalda de la defensa que bien leyó Kanoute, y tocó a la primera en corto a los espacios adecuados. Criterio tiene, y calidad también. ¿Ritmo? Eso lo dan los minutos y el estímulo de ver que te salen las cosas, y como ayer le salieron, eso que gana él... y Jiménez.

El Sevilla volvió a jugar con un solo punta, con Renato de enganche, lo que equivale a decir que no se echará de menos presencia en el último pase o incluso en la llegada. El brasileño suele rematar el mismo número de veces que un delantero, y además teje juego desde atrás, a un lado y otro. Ayer no fue uno de sus mejores partidos, desde luego, porque el Rangers exigió poco y el Sevilla se adaptó a esas exigencias para ganar sin apretar a fondo.

Sí jugaron con intensidad plena Jesús Navas, porque no sabe hacerlo de otra forma, y Fernando Navarro, que hizo su mejor partido de la temporada. El palaciego maniobró mucho por dentro, como suele hacer esta campaña, huyendo de la acumulación de marcadores que suelen pulular por su ala, y el lateral quiso demostrar que sí suma en ataque. Uno y otro salieron de sus zonas habituales e hicieron daño, sorprendieron.

virtudes

Un partido muy oportuno para Romaric, Fernando Navarro, Diego Capel o Cala.

Talón de aquiles

Debió cerrar el resultado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios