Míchel, entrenador del Sevilla FC

"Este equipo terminaba muy pronto las jugadas"

  • El madrileño analiza lo que está viviendo como entrenador del Sevilla, desde su flexibilidad táctica hasta los aspectos anímicos que ha tocado, y manifiesta su gran ilusión por echar raíces aquí.

Comentarios 7

Escoge las palabras con la precisión de sus centros y, como aquéllos, van al punto justo al que él quiere. Se rebela contra los estereotipos que sin querer han florecido a su alrededor. No piensa en entrenar al Real Madrid ni huele a colonia. José Miguel González, Míchel (Madrid, 23-3-63), es, sin más, un entrenador que dice disfrutar mucho del fútbol y que confiesa estar sorprendido por las esctructuras que se ha encontrado en el Sevilla.

-No es el mejor momento para recordarle la simpatía que dicen que sentía de pequeño por el Atlético.

-Es que no me escapo de ninguna, ¿eh? Ni del Madrid, ni del Atleti… Pero si soy inocente, ¡si he venido sólo ha disfrutar del Sevilla y a que mi equipo gane...! Y mi equipo es el Sevilla. Todos hemos tenido alguna novia antes, ¿no? Al final uno se casa con la que quiere.

-Y ahora está disfrutando, ¿no?

-Disfruto mucho con el fútbol. Ni siquiera digo que es mi profesión. Todo es fantástisco, muy bien, estoy pasándolo muy bien y además estoy siendo correspondido.

-¿Está acomodado ya a su nuevo entorno, a la ciudad?

-Es sencillo. Las facilidades en el día a día te las da el club y el equipo se muestra tal y como esperaba.

Foto: Manuel Gómez

-¿Qué le ha sorprendido del club?

-Sorprende que se le dé tan poco alcance a la organización que hay. En las grandes ciudades, en Madrid o en Barcelona, sólo estamos dispuestos a entender lo que vemos allí. Pero uno sabe que estos clubes funcionan por algo y aquí tienes la comprobación. Habrá buenos y malos resultados, pero es un club muy organizado, está muy bien.

-¿A qué nivel las compara con las de un grande?

-Yo vengo del Getafe, que es un club muy modesto que, con unas estructuras muy básicas, compite en Primera. Tú puedes tener a quince personas en la secretaría técnica, pero si no lo ven... Luego uno se puede equivocar en una alineación, en fichajes... pero la realidad es la entidad. Este club, puesto en Madrid o Barcelona, ciudades que tienen otra prensa, otra magnitud, se valoraría más.

-Y con respecto a la plantilla, desde fuera está claro que es muy atractiva. ¿Y desde dentro? Ha sonado la palabra "sobrevalorada".

-Yo no sé de valoraciones. Tiene de todo, en las cantidades correctas, en las dosis adecuadas como para aspirar a lo que tiene que aspirar el Sevilla, pero no por presupuesto, sino por una historia reciente que así lo dice. La realidad es que el Sevilla tiene muchos argumentos.

-¿No cree que hay una posición, la de medio centro defensivo, que está muy corta?

-¿Saben qué pasa? Que si quisieras mejorar la plantilla podrías hacerlo, pero el porcentaje de mejorarla sería mucho más corto que el de empeorarla. Yo creo que el equipo está muy bien. Podríamos hablar de tener un medio centro más, es posible, pero a lo mejor no tendríamos tres como los que tenemos, con Medel, con Tiberio, que cada vez está mejor y con más confianza, y con Campaña. No sé si hay muchos clubes que tengan tres futbolistas de este nivel.

-¿Cree que hará jugar a Guarente?

-Es una de las intenciones que tenemos. Es un jugador cada vez más integrado, cada vez más positivo, y tenemos que buscar alternativas, porque Gary no puede estar siempre a ese nivel y está a falta de una tarjeta y cuanto más nos acerquemos a la proximidad de que tanto Campaña como Guarente puedan luchar por ese puesto, mucho mejor. Pueden hasta jugar juntos.

-¿Y a Campaña lo sigue viendo por delante de la defensa?

-Siempre, siempre, pero creo que también puede hacerlo en una posición un poquito más adelantada.

-Pero es mejor ahí, en el balcón.

-Sí, bueno. Tiene muchas posibilidades, pero es que tiene muy buena salida de balón y estamos hablando de un crío, entre 18 y 20 años, y tiene que mejorar.

-Al llegar anunció que su sistema es el 4-3-3 y ha virado al 4-4-2...

-Yo no. A mí me preguntaron y dije que me gustaba. Yo de tonto, lo justo porque con las pocas condiciones que tengo, he jugado al fútbol 18 años de profesional. Yo me he dado cuenta de que los jugadores se encuentran más a gusto jugando de una forma o de otra, lo que no quiere decir que nosotros la olvidemos. Y luego, ya dije el primer día que no son importantes los sistemas. Si es por una coletilla para empezar a hablar, podemos hablar de sistemas, pero no es importante.

-Se ha visto a los medios llegando arriba y, recordando su paso por el Getafe, destaca algo que se ha repetido en las dos primeras victorias: goles desde la segunda línea con jugadores con mucha pegada. Manu, Pedro Ríos, Casquero…

-Sí, y Pedro León… La clave está en que a mí me daba la impresión de que este equipo terminaba muy rápido las jugadas. Si preparas mucho más el ataque, tienes más posibilidades de llegar todos juntos. Y entonces, las distancias son menores. En Anoeta jugamos con tres centrocampistas, pero las distancias eran tan largas que impedían que llegásemos a las dos áreas, para defender y para atacar. Si conseguimos que la dinámica del juego sea el balón y preparar los ataques, vamos a tener más llegada. Si conseguimos jugar en 30 ó 35 metros, ahí está la elaboración, está la presión, está la pegada…

-Y menos desgaste también.

-Claro. Porque intentas robar cerca del balón.

-¿Le trastoca la baja de Negredo?

-Yo hay dos cosas de las que no hablo nunca, de los árbitros y las bajas. No me oiréis echar de menos a nadie, y de hecho, ha pasado así. En Anoeta no lamenté las bajas de Medel y Spahic por el incidente. Planteamos los partidos con lo que tenemos. Me gustaría que estuviese Negredo para decidir, pero no está. Lo vamos a echar de menos a nivel personal, pero a nivel deportivo intentaremos que no se note.

-De todas formas debe decidir.

-Sí, bueno (sonrisas).

-¿Y lo tiene claro ya?

-Sí.

-¿A Kanoute lo ve como delantero centro o en la mediapunta?

-Es una posibilidad buena, que pueda jugar arriba también, pero yo prefiero que esté participando de otro tipo de juego, no sólo esperando a que le llegue el balón. Prefiero que llegue a que esté.

-¿Siempre quiere un delantero o apostaría por dos moviéndose? La duda es Reyes-Kanoute o Kanoute-Babá, ¿no?

-O Manu… O Manu-Kanoute.

-¿Pero Manu no le gusta más por la izquierda, como en el Getafe?

-¿Manu más por la izquierda? En el Getafe una vez jugamos contra el Valencia y Manu jugó en punta y metió dos goles. O sea que… Sin embargo, a la siguiente jornada lo metimos en la izquierda. Manu ha sido siempre muy polivalente.

-¿Qué tiene Kanoute que todos los entrenadores que llegan quedan encantados con él?

-A nivel personal entiende las cosas y a nivel futbolístico es difícil encontrar un jugador que entienda todas las razones del juego, de equipo, como las entiende Fredy. Es un jugador que nunca molesta y que siempre suma. Es de los pocos a los que no hay que decirle nada porque te resuelve muchas cosas.

-¿Cree que Reyes hace conducciones más largas ahora que en el Atlético? Al final acaba siendo muy castigado por los rivales.

-Cuando más ha conducido fue ante la Real. Hay dos maneras de conducir. Una, como lo hizo el día del Valencia, para acabar la jugada, y otra en el centro del campo, donde es más fácil que te derriben. El otro día lo tiraron una vez y estaba cerca de la portería. En Anoeta lo derribaron 10 veces y estaba a 50 metros. Queremos que esas acciones en las que conduce y en ese uno contra uno, que eso sí que es natural de él, tenga más opciones. Queremos que reciba y encare. Con todos los problemas físicos que ha tenido, se fuerza porque cree que está bien y acaba perjudicándose. Nosotros tratamos de protegerlo porque es un jugador muy especial.

-Parece que donde menos a gusto está es en la banda izquierda…

-Yo no quiero que juegue en la banda, quiero que parta desde la banda y luego decida él. Es un jugador que por su capacidad de elección y por su iniciativa puede marcar diferencias.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios