Un manto cargado de Esperanza

  • El hermano mayor lo califica de "inigualable obra de arte" y destaca que se ha realizado en la hermandad

Comentarios 7

La Virgen de la Esperanza vistió por primera vez el nuevo manto procesional, confeccionado por hermanos y devotos. Ayer fue bendecido en el transcurso de una misa oficiada por el director espiritual de la hermandad, Antonio María Pulido. Actuó como madrina, María Dolores Alcolea, propietaria del local donde se bordó parte del manto.

El hermano mayor de la Esperanza, José Ortega Madrigal, fue el encargado de realizar la ofrenda del manto a la Virgen. Señaló que "se ha hecho realidad un deseo llamado manto, bordado en hilos de oro". Destacó que fue realizado en la hermandad, "desde el diseño hasta la última puntada, que hace un mes tuve el honor de dar". Indicó que es obra de "hermanos y devotos en número cercano a cuarenta".

Ortega apuntó que "ha habido circunstancias adversas en el camino, pero Dios puso a hermanas y devotas capitaneadas por Paqui Suárez y Mercedes Gutiérrez". Asimismo destacó el papel de Ángel Flichi en la reapertura del taller. El hermano mayor, que definió el manto como "una inigualable obra de arte", indicó que "felizmente se lo ofrecemos a la Virgen para que presuma por toda Huelva de esta gente que tanto le quiere".

Por su parte, el secretario de la hermandad, Rafael García, subrayó que el manto ha supuesto "un esfuerzo extraordinario de un equipo que durante casi siete años ha dedicado su tiempo para ver a la Virgen con manto de reina". Manifestó que "según los expertos es tan extraordinario por el diseño como por la perfección del trabajo", a lo que añadió que "es el exponente del mucho amor con el que hemos llevado a cabo este manto".

Asistieron al acto, en el que intervino la coral de la hermandad dirigida por David López, los hermanos mayores de la Lanzada, José Cano; Santa Cruz, José Fuentes; Misericordia, Manuel Mojarro, y del Nazareno, Jesús de la Corte, así como el presidente del Consejo de Hermandades, Modesto Fernández Jurado; el alcalde de Huelva, Pedro Rodríguez y el concejal de Cultura, Manuel Remesal.

Más de seis años se emplearon en la elaboración del manto de la Virgen de la Esperanza, un diseño de Enrique Bendala. Un gran equipo de personas se involucró en este proyecto participando en el taller de bordado, entre ellas: Adela Diéguez, Teresa Martín, Concha Rodríguez, Conchita Córdoba, Mª Carmen Tellechea, Beli Carrasco, Julio Guzmán, Teresa, Pepi Coronel, Antonia, Pastori, Adelina, Alfonso, Raquel, Paqui Suárez, Mercedes Gutiérrez, Rosi Parrilla, Julián Villanueva, Carmen 'Cartayera', María Vázquez, Chari Bogado, Mariló López, Rafael García, Carmen Beas, María Rodríguez, Pepi Bueno, Basi Prieto, Julián Martínez, Agustín Barrios, MªÁngeles Esquivel, Milagros Infante, Josefina Domínguez, Manoli Lozano, Charo Antonete, Macarena Díaz, Rosalía Blanco, Tina Gutiérrez y Paqui Coronel.

Parte del equipo de bordadoras estuvo presente en la bendición del manto. Hoy tendrá lugar en la casa hermandad, a partir de las ocho y media de la tarde, un acto homenaje al taller de bordado.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios