Fabián tello - capataz

"Cuando deje el martillo le llevaré agua a los costaleros

  • Es de una familia cofrade vinculada a la Hermandad de las Tres Caídas desde su fundación. Su padre, Fermín Tello, ha sido el alma de la cofradía, hoy su hijo es el capataz del Señor.

Comentarios 2

Llegó a capataz casi circunstancialmente en 1991 y hoy manda una de las cuadrillas con más gente, la de las Tres Caídas.

-¿Cuántos años primero de costalero?

-Me llevé 13, pero una lesión de espalda me retiro y es cuando me llaman para capataz, quizás el Señor no quería que me fuera de su lado.

-¿Y el gusanilo no llega?

-Siempre deseas meterte debajo, sólo he tenido dos excepciones, con Paco Rey, en los Dolores, y con Jacinto Hitos en el Amor.

-Capataz de otros pasos.

-Ahora llevo la cuadrilla de los Dolores de Vera Cruz, pero han sido otros muchos.

-¿Por qué falta costaleros en algunas cuadrillas?

-No creo que haya pocos costaleros, pero sí que falta compromiso, que la gente debe salir más de un día debajo de los pasos. Pero hay quien dice que sólo es costalero de su cofradía.

-¿Dónde puede estar la solución?

-La provincia puede aportar costaleros, ya vienen de Almonte, Palos, Trigueros, Punta....

-¿Hay crisis generacional?

-Creo que no, hay chavales que llegan, incluso de las cruces de mayo. El futuro no es tan negro.

-¿Profesionalizarlo sería una solución?

-No lo veo así, la gente lo hace por buena voluntad.

-¿Por qué hay cuadrillas con tanta gente y otras con poca?

-La gente mira quién es el que va delante porque le preocupa lastimarse debajo.

-¿Pero también hay cuadrillas que revientan de gente?

-En lo que yo puedo decir de Tres Caídas es que el trabajo no es sólo mío, sino de la gente, de mis costaleros que han apostado por un buen trabajo. A veces hay que olvidarse del de arriba, por la gente de abajo, por velar por su salud. Lo más gratificante es cuando sale el costalero y te da una abrazo.

-¿Qué se siente delante ?

-Se me pasan muchas cosas por la cabeza, recuerdo el año que no estaba en la iglesia, o de mi tío Paco.

-¿Cómo le gustaría jubilarse?

-Cuando deje el martillo le pediré al capataz que me permita llevarle el agua a mis costaleros.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios