Los Judíos

Estación de penitencia en La Merced

  • El Señor del Buen Viaje presidirá hoy los actos de la muerte de Cristo

Más de cuatrocientos nazarenos estaban preparados en los patios de la Facultad de La Merced a la espera de que las puertas de la catedral se abrieran a las 20:00. El templo había sido lugar de celebración de los actos litúrgicos del Jueves Santo, presididos por el obispo de la Diócesis, José Vilaplana. Una de las mayores ilusiones de la Hermandad de La Merced era presentar a Huelva es recientemente restaurado Cristo del Buen Viaje que ya lucía en el interior de la catedral.

Dadas las condiciones meteorológicas, la junta de gobierno decidió como en el caso de sus compañeras de día, pedir al Consejo de Hermandades la moratoria de una hora para estudiar cuál iba a ser la evolución del tiempo.

A las 20:30, cuando la cofradía debía llevar media hora en la calle, la candelería del palio de Nuestra Señora de los Dolores se encendía lo que hacía de alguna manera, presagiar buenas noticias. Pero minutos después, la junta de gobierno avanzó al presbiterio y ordenó que todo el cuerpo de nazarenos pasara desde las instalaciones universitarias al templo. Mientras, ante e altar de Jueves Santo, el obispo de la Diócesis rezaba ante el Santísimo.

Cuando la catedral quedó completamente llena de cofrades de Judíos, Francisco Javier Lagares procedió al acta del cabildo extraordinario reunido para tratar la salida y ratificó los peores augurios. La junta decidió realizar estación de penitencia en la catedral, mientras que el obispo que junto al rector de la Universidad iban a haber realizado las levantás de los pasos, habló a los hermanos pidiéndoles que la "penitencia de no haber salido sea una ofrenda dedicada a Dios". El obispo añadió que debía marcharse para vivir con los seminaristas la Hora Santa y recordó que la celebración de la muerte del Señor del Viernes santo será presidida por el Señor del Buen Viaje que podrá ser besado a partir de las 18:00.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios