La visita del líder motiva a Ángel López

Los de Ángel López ponen el reloj a cero después de "un parón más prolongado que en años anteriores y creo que nos ha venido bien, para hacer balance y conocernos mejor. Hemos tenido tiempo para ver en qué hemos fallado en la primera vuelta para retornar al camino que todos tenemos entre ceja y ceja".

El primer envite ante el líder obliga a los albiazules a tener las orejas tiesas. El técnico insiste en que "pase lo que pase no podremos descartar al Cartagena como rival. Se ha demostrado en una vuelta entera la cantidad de circunstancias que pueden plantearse, como estar en la jornada 12 en descenso a Tercera y en la 16 a tres puntos del primero. Imaginaos todo lo que puede pasar en 19 partidos". Pese a la distancia entre los dos contendientes es grande, "no es a vida o muerte pero sí importantísimo para comenzar con el pie de derecho, ante el líder, uno de los mejores proyectos de Segunda B y en nuestro campo".

Ángel López respalda sus argumentos en datos. El técnico recordó que "si dijimos que en noviembre no había nada que celebrar, en diciembre no hay nada perdido".

La visita del Cartagena recuerda la realidad de un grupo en el que dos equipos parecen marcha a una velocidad superior al resto. El preparador albiazul reconoce que "Cartagena y Extremadura tienen los proyectos más fuertes. Estamos viendo los contratos que están pagando y las cantidades que mueven. No podemos competir ahora mismo en ese escenario, pero no quiere decir que nos considere inferiores porque nosotros tenemos otras armas que ellos por mucho dinero que tengan no cuentan con nuestra afición, nuestro estadio, nuestra historia y nuestro escudo que pesan mucho sobre el campo. Todo eso es mayor que tener mucho dinero para fichar como ha anunciado el Cartagena para fichar a Diego Benito o Owusu. Ellos compiten en otro mercado como Extremadura. Nosotros tenemos otros poderes que ellos nunca podrán comprar con dinero".

Ante el Recre habrá un rival tremendamente exigente. El Cartagena tiene "gente muy importante a nivel ofensivo más allá de Aketxe. He visto a un rival que compite muy bien en circunstancias muy difíciles que se adapta cuando tiene jugar o cuando no puede hacerlo". Medirse al líder lejos de ser un problema es una motivación, tanto que "nos apetece mucho medirnos al mejor".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios