Vuelta al kilómetro cero

  • Ángel López insiste en regresar al punto de partida y olvidar las tres victorias seguidas para no desviarse "del camino correcto"

  • Vaticina un "choque de estilos" en Bahía Sur

Ángel López conversa con su banquillo en el encuentro de su estreno frente al Mérida. Ángel López conversa con su banquillo en el encuentro de su estreno frente al Mérida.

Ángel López conversa con su banquillo en el encuentro de su estreno frente al Mérida. / josué correa

Tres de tres como si todavía no se hubiese estrenado. Ángel López repite como un mantra "llevamos cero, porque cada semana se empieza de cero, y así se lo hago saber a los jugadores". En cada comparecencia semanal saca a relucir su mensaje. Agarra la euforia del entorno y la aparca en su particular kilómetro cero para recordar que no hay nada antes ni después de San Fernando. Por ello "aquí nadie lleva tres victorias seguidas, aquí hemos empezado de cero el lunes y no acumulamos nada". Lo único válido de los últimos encuentros es el modelo implantado.

En Bahía Sur le espera un rival que "va por delante de nosotros en la tabla, un club que pasó por muchos problemas. Y sin embargo de los últimos diez partidos sólo ha perdido una vez y fue en Cartagena". No se fía de un oponente que "es el máximo goleador del grupo, está por delante de nosotros, lleva una racha muy positiva y eso que en el último partido le empatan en el último minuto del descuento". Todo ello lo convierte en "una piedra de toque" que califica como "un buen choque de estilos, un buen rival, en un buen estadio, en un buen césped, en una buena grada... Me gusta todo".

"Todos los rivales quieren hacer el partido de su vida contra nosotros por el escudo que llevamos"

El técnico del San Fernando destaca de su oponente su dinamismo. Lo define como un equipo que "corre, tiene transiciones rápidas. Está siendo competitivos porque aprovechan las segundas jugadas. Son peligrosos a balón parado. Y tienen sus armas, por su puesto, y con ellas llevan la trayectoria que llevan". Por lo tanto es "un rival muy a tener en cuenta, que viene desde atrás y que viene creciendo".

Si no mira la trayectoria desde su llegada al banquillo, sí que se queda con que "una vez encontrado el camino, no nos podamos salir de él". Toda la energía de los jugadores está "en el siguiente partido, porque lo que pase en ese partido es determinante, absolutamente determinante, en el devenir incluso de la temporada".

Del Recre de las últimas semanas encuentro detalles que corregir sobre todo "interpretar mejor, todavía mejor, las acciones cuando tenemos el balón en el campo contrario, para no buscar el juego tan directo". Le pide a su equipo "algo más de pausa en acciones defensivas que a lo mejor abusamos de un despeje, y es posible que con el pecho o con dejarla pasar, es mejor. Hay pequeños detalles de precipitaciones que vienen causados por las ganas que tienen estos jugadores de ser contundentes, de ser expeditivos, de ser agresivos, de jugar en campo contrario, es lo que les lleva a pequeñas malas interpretaciones".

Insiste en el valor de "los pequeños detalles", porque "cuando todo está tan igualado es lo que te marca a lo mejor el resultado final, porque estamos todos lo equipos en un pañuelo".

En Bahía Sur se miden el mejor ataque y una de las mejores defensas. Vaticina que el Recre no se encerrará, sino que "vamos allí a provocar sus errores, no vamos a esperar nada". Por ello "vamos a ser protagonistas, y ese es el Recreativo de Huelva que va a San Fernando. Por supuesto que jugamos ante un muy buen rival, con su público, fuera de casa, en un estadio que ellos están más acostumbrados que nosotros, que vienen de una racha y una dinámica en los últimos dos meses tremendamente positiva". Para contrarrestarlo, "no solamente tenemos uno, sino que tenemos un plan A, un plan B, un plan C, porque lo que no tenemos son excusas, no hay. Tenemos que ir y hacer las cosas bien, y hacer todo lo posible para ganar el partido".

Aunque sea lejos de Huelva, sabe que se sentirá como en casa. La afición recreativista se desplazará en masa hasta San Fernando, donde se espera alrededor de un millar de seguidores. Para Ángel López es "algo emocionante, vibrante y no puedo decir nada más que nos aumenta el nivel de compromiso, nos aumenta el nivel de responsabilidad, nos emociona en profundidad. Cuando digo que jugamos fuera de casa me refiero a que jugamos en un campo que es el suyo, con un césped que es el suyo, con unas dimensiones que son las suyas". Sin embargo, "a nivel de ambiente vamos a jugar en casa. Es una frase utópica decir que no habrá pista de atletismo. Que los recreativistas animen tanto que de la impresión que no hay pista de atletismo, y vamos a necesitar a nuestra afición". La afición del Decano "es única, no existe otro desplazamiento igual en toda la Segunda B, y en muchos casos en Segunda A e incluso en Primera. Es muy emocionante, y toca responder a sus expectativas y a sus ilusiones".

No le preocupa mucho el planteamiento del oponente porque "muchas veces cambian cuando juegan con nosotros porque el Recreativo de Huelva es el Recreativo de Huelva. Y es único en el grupo, y esto es así, y hace que todos los equipos ante el Recreativo de Huelva intenten hacer el partido de su vida. Todos los jugadores cuando juegan contra el Recreativo de Huelva intentan hacer el partido de su vida, porque es normal, eso lo lleva el escudo que llevamos en el pecho, eso a nosotros lo único que nos puede hacer ver es que tenemos que dar el máximo, y que somos nosotros los afortunados de estar en el equipo en el que todo el mundo quiere estar". Como tal, "el club que está creciendo, sabéis mejor que yo de donde se viene, hay que tener los pies en el suelo, hay que seguir una progresión, no se trata sólo de crecer ganando solo, sino de crecer paralelo a la parcela deportiva, que el club sea viable, que sea estable, eso entiendo que al recreativista le llena, porque eso hace que el club crezca".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios