recreativo

Luque despeja el plan

  • Con la salida del malagueño el Recre ya no tiene la necesidad de dar una baja extra para fichar

  • Con el nuevo escenario quien salga lo hará sólo si es beneficioso económicamente

Manolo Toledano y Manolo Zambrano conversan en compañía del delegado albiazul Manolo Pedraza. Manolo Toledano y Manolo Zambrano conversan en compañía del delegado albiazul Manolo Pedraza.

Manolo Toledano y Manolo Zambrano conversan en compañía del delegado albiazul Manolo Pedraza. / alberto domínguez

Hace diez días el plan en el Nuevo Colombino era claro. Había que dar una baja adicional a la salida de Antonio Domínguez para poder encarar las dos contrataciones prioritarias que tenía la entidad: delantero y mediapunta. Sólo había una ficha disponible y otra sub 23 que en principio no contaba para esas contrataciones. Tomar la decisión implicaba un coste que tendría que asumir el club. Ahora en cambio con la marcha de Santi Luque el nuevo escenario coloca a la entidad en una posición ventajosa en ese sentido. Tiene dos fichas libres y una adicional sub 23. Ya no tiene que dar bajas para cubrir sus necesidades, por lo que si alguien se marcha debe hacerlo en unas condiciones económicas bien diferentes.

Quien se quiera ir del Recreativo de Huelva en estos momentos tendrá que pedirlo y negociar. Una baja unilateral por parte albiazul implicaba asumir el coste de la ficha del afectado hasta final de temporada o bien una negociación en la que el jugador gozaba de la posición dominante. Así, fuentes albiazules reconocieron a este diario que la salida de Santi Luque despeja el camino a la secretaría técnica. Salvo que surja una posibilidad en el mercado adicional no sería necesario aligerar más la plantilla.

El Recre pasa de verse obligado a buscar una salida a no tener obligación de hacerlo

El principal candidato para abandonar el Decano hasta entonces era Carlos Calvo, en el centro de todas las quinielas. Hoy su continuidad sigue en el aire porque deportivamente no cuenta demasiado para los técnicos del Recreativo y su posición quedó muy debilitada con la salida de Javier Casquero, su principal valedor, pero ya no es imprescindible para el club. Tuvo unos minutos en Las Palmas. El planteamiento actual en el Nuevo Colombino es sencillo: sólo se irá si supone un ahorro para la entidad. Con fichas disponibles para reforzarse el club no se plantea un sobrecoste para dar una baja que no le resulta imprescindible.

Santi Luque entraba en los planes deportivos del club. No era titular, pero sí un recambio habitual a quien los técnicos confiaban en recuperar para la segunda vuelta. Había tenido minutos en los últimos encuentros e incluso fue titular contra el Jumilla. Sin embargo, su expulsión contra el Cartagena lo convirtió en posible foco de tensión con la grada que el Recreativo quiso evitar para garantizar la paz. La decisión del Lorca de ejecutar la cláusula de repesca del jugador a instancias albiazules supuso un contratiempo que no obstante aclara el plan a los gestores recreativistas. El Recre ya no tiene necesidad de dar ninguna baja. Quien quiera irse ya sabe que debe pedirlo y asumir el coste económico.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios