Emocionada despedida

  • Antonio Domínguez pone fin a 15 años como recreativista entre lágrimas arropado por la familia y sus amigos

  • Será presentado hoy por el Valladolid como nuevo jugador

Antonio Domínguez no puede contener las lágrimas. Antonio Domínguez no puede contener las lágrimas.

Antonio Domínguez no puede contener las lágrimas. / JOsué correa

Adiós emocionado y con lágrimas para poner y seguido, que no final como ha recalcado una y otra vez, a toda una vida como albiazul. Antonio Domínguez se ha despedido del Recre, del "equipo de mi vida" antes de poner rumbo a Valladolid para abrir una nueva etapa en su carrera deportiva.

En su despedida estuvo acompañado por su familia, por los consejeros Jesús Pulido y Carlos Hita y por sus compañeros Marc Martínez y Julio. Todos ellos escucharon cómo Antonio Domínguez explicaba los motivos de su marcha para buscar nuevas oportunidades. "Hoy es un día muy duro para mí. Mis días como jugador del Recreativo de Huelva llegan a su fin. Me cuesta mucho hacerme a la idea de no volver a pisar el césped del Nuevo Colombino con la elástica del Recre, pero la situación actual me obliga a tener que emprender nuevos retos por mucho que me duela dejar este histórico y gran club", señaló.

No quiso olvidarse de todos aquellos que han sido importantes en su carrera. Por eso agradeció el cariño de la afición, de los compañeros durante todos estos años, la confianza de los técnicos Juan Palma, Sergi Barjuan, José Luis Oltra y Juan Manuel Pavón y David Torrejón, a los que definió como claves en su trayectoria. Con todos los trabajadores del Decano tuvo cariñosas palabras. "Es momento de decir adiós, pero quiero acordarme de los entrenadores que me han marcado. Gracias a Juan Palma por la fe que tuviste en el filial, a Sergi Barjuan por hacerme debutar con el primer equipo, a José Luis Oltra por hacerme sentir un jugador más de la primera plantilla en Segunda A y a Pavón y David Torrejón por darme la confianza después de no jugar en la primera vuelta. Sin el apoyo de todos ellos no habría llegado a donde estoy. Me enseñaron a superar obstáculos y aprender de mis errores".

Destacó la labor del cuerpo médico albiazul "con Rodolfo Ortiz y Paco Antonio, al nutricionista Pablo, a los utilleros, a Manolo Pedraza, al gran Cheche, a Farruquito y Perico. A todos los trabajadores que se han dejado el alma en un mal momento del club. A Manolo Zambrano, a Toledano y Juanma López por comprenderme".

Recordó el apoyo recibido por toda su familia y la afición recreativista, a la que lanzó un último mensaje: "Gracias a vosotros el club sigue con vida. Demostráis en cada partido que el Recre es especial, que es un sentimiento que se lleva muy dentro. Siempre recibí vuestro calor. Mi latido siempre será recreativista. Como capitán siempre podré presumir de haber defendido al club más antiguo de España. He defendido, defiendo y defenderé el club de mi vida. Ahora me voy, pero volveré". El Decano "volverá al lugar que se merece muy pronto".

Ahora considera que "es momento de afrontar nuevos retos en busca de minutos para continuar con mi carrera futbolística. Eso sí, en mi horizonte siempre estará el Recre, el club de mis amores y al que espero volver algún día".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios