PRIMO DE RIVERA Y FRANCO

Dos dictaduras por golpes de Estado en el siglo XX

Miguel Primo de Rivera: De ideales militaristas, nacionalistas y autoritarios, así era el jerezano Miguel Primo de Rivera, que dio un golpe de Estado en 1923 y se mantuvo en el poder hasta 1930. Recibió el apoyo del rey Alfonso XIII y encontró escasa oposición. No obstante, durante su primera etapa el general persiguió a anarquistas y comunistas, suprimió la mancomunidad de Cataluña, eliminó los partidos políticos, creó el partido único Unión Patriótica y prohibió el uso de las lenguas regionales.

Francisco Franco: Los ministros y gobernadores civiles eran designados a dedo en el franquismo. Durante la dictadura de 1939 a 1975 no hubo libertad de asociación, de reunión, ni de opinión. No obstante, el régimen establecía que los ciudadanos podían votar a un tercio de los procuradores de Las Cortes (el tercio familiar), un sistema que sólo se llevó a cabo en 1967. Los otros tercios eran el sindical y el tercio de corporaciones. “Votaban los cabezas de familia, aunque todos los candidatos estaban bien amarrados”, explica Alberto Sánchez, profesor de Historia en el Instituto Martínez Montañés de Sevilla. La mayoría de edad estaba establecida en 23 años para los hombres y en 25 para las mujeres, edad que luego se rebajó a los 21 y 23, respectivamente. “No fue hasta 1967 cuando los cabezas de familia pudieron elegir a un tercio de los diputados de Las Cortes, y, aunque el acceso de la mujer estaba muy restringido, había un dos por ciento de concejalas y alcaldesas”, concluye Julio Ponce.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios