agricultura

El volumen de fresa comercializada baja un 20% en los tres primeros meses

  • Freshuelva califica la campaña de "regular", cuando ha llegado a su ecuador

  • Los precios se han reducido respecto a la temporada anterior, a pesar de que la producción ha sido menor

Trabajos de envasado de fresa en una cooperativa de la provincia de Huelva. Trabajos de envasado de fresa en una cooperativa de la provincia de Huelva.

Trabajos de envasado de fresa en una cooperativa de la provincia de Huelva. / h. información

De regular califica Freshuelva la campaña de la fresa, que ha llegado a su ecuador. Hasta un 20% se ha perdido de producción comercializada, respecto a la temporada anterior, debido a las inclemencias meteorológicas registradas en el último mes.

Enero, febrero y marzo no han sido buenos para la producción de fresa. Tal es así que el volumen de fruta comercializada en los tres primeros meses del año ha descendido un 20%, según el gerente de la Asociación Onubense de Productores y Exportadores de Fresa de Huelva (Freshuelva), Rafael Rodríguez. En el primer trimestre, el tiempo no ha acompañado, lo que ha motivado que la producción de fruta puesta en el mercado haya sido menor, ya que buena parte de ella ha tenido que ser desechada y, además, la demanda no ha alcanzado el nivel de otros años.

La frambuesa también ha escaseado en los mercados y su valor ha disminuido

Rodríguez aseguró que el mal tiempo ha retraído los mercados, tanto el nacional como el internacional, y reducido los pedidos, lo que se ha traducido en un menor volumen de ventas. (Lo mismo ha ocurrido en otros países productores como Francia). Además, los precios no han compensado la bajada de la producción ya que han fluctuado en exceso y no han alcanzado los índices de ocasiones anteriores. Así, en marzo de este año han oscilado entre los 1,51 euros de la primera semana y los 1,18 euros de la última, con una media de 1,31 euros, según el observatorio de precios y mercado de la Junta de Andalucía.

Además, el mes de abril ha comenzado con unos precios por debajo de las cotizaciones anteriores, porque ya se ha recolectado más fresa, señaló el gerente de Freshuelva, que afirma que las "pérdidas no son recuperables".

Sobre la posibilidad de alargar la campaña, indicó que habrá que esperar a mayo para saberlo, porque la meteorología "no nos respeta, está lloviendo con frecuencia y eso incide mucho en el fruto por la humedad". Huelva ha sido una de las provincias andaluzas más castigadas por los temporales, que provocaron daños en 2.800 invernaderos y afectaron 2.130 hectáreas de cultivos de frutos rojos.

Rodríguez también calificó de regular la campaña de recogida de la frambuesa, cuya primera parte ha finalizado. Poca mercancía ha habido en los mercados el pasado mes de marzo, si bien en los inicios de abril está recobrando el nivel "lógico y normal" de estas fechas. Los precios también han sido intermedios. En lo que va de temporada, el precio medio alcanza los 6,45 euros el kilo, frente a los 5,81 euros que se obtuvo en el mismo periodo de la anterior.

Tras casi siete meses desde el inicio de la campaña de recolección de la frambuesa, la producción solo ha podido alcanzar la mitad de la esperada. Los productores esperan que la segunda fase de la temporada (abril, mayo y junio) sea mejor y su valor alcance los niveles habituales.

En cuando al arándano, cuya fase de recolección se ha iniciado, ésta llega con retraso, ya que las temperaturas tampoco han acompañado. La temporada de este fruto en la provincia de Huelva suele comenzar a mediados del mes de marzo, pero en 2018 se han producido unas condiciones meteorológicas desfavorables que han retrasado el comienzo. El precio medio en las dos últimas semanas de marzo se ha situado por debajo del obtenido en la misma época del año anterior.

Respecto a la mano de obra, debido a las condiciones con las que se ha desarrollado hasta ahora la campaña fresera, ésta no ha escaseado, si bien los productores habían previsto que no sería necesario un contingente extra hasta mediados de abril cuando confluyen la producción de distintas variedades de frutos rojos. Por ello, los gobiernos de España y Marruecos autorizaron un contingente de 16.000 jornaleros, en concreto mujeres, procedentes del país norteafricano. De ellas, 10.400 serán nuevos contratos y algo más de 5.000, repetidores.

De los 10.400 contratos, 5.700 fueron adjudicados a Freshuelva, casi 3.000 a Asaja, casi 1.000 a los citricultores, 700 a Fresón de Palos y unos 200 a la Unión de Pequeños Agricultores (UPA).

La superficie de frutos rojos se ha incrementado un 11%, pasando de 10.030 a 11.145 hectáreas. Esto supone un repunte del 9% en el caso de la fresa (5.890 hectáreas), un 14,45% en frambuesa (2.121 hectáreas), un 12,50% en arándano (2.858 hectáreas) y un 15,50% en moras (180 hectáreas).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios