El PA denuncia el fracaso del plan Andévalo

  • La transformación en regadío no se ha producido mientras se aconseja no plantar más cítricos

El secretario provincial del Partido Andalucista en Huelva, Francisco Ramos, ha calificado de "fracaso" el plan que puso en marcha la Junta de Andalucía en 2003 para la puesta en regadío de 10.000 hectáreas de terrenos agrícolas marginales en 17 municipios del Andévalo occidental fronterizo . Y es que, según aseguró el ex alcalde de Puebla de Guzmán, no se han cumplido los objetivos del decreto que aprobó la Junta de Andalucía Gobierno y que declaró de interés general de la comunidad autónoma para la transformación en regadío de dicha superficie como alternativa a la crisis de la minería en la zona.

Dicho plan suponía una inversión total de 60 millones de euros, a realizar en dos fases. Dentro de la primera, la financiación pública alcanzaría la totalidad del coste de los proyectos de red primaria para llevar el agua desde la presa del Andévalo a los nuevos regadíos, con una dotación de 6.500 metros cúbicos por hectárea. En la segunda fase, las administraciones aportarían hasta el 60% de las inversiones previstas.

La zona declarada de interés general, que se dedicaría básicamente al cultivo de cítricos, frutales de hueso y olivar, se reparte entre los términos municipales de El Almendro, Alosno, Ayamonte, Cabezas Rubias, Calañas, El Cerro de Andévalo, El Granado, Paymogo, Puebla de Guzmán, Rosal de la Frontera, San Bartolomé de la Torre, Sanlúcar del Guadiana, San Silvestre de Guzmán, Santa Bárbara de Casas, Villablanca, Villanueva de las Cruces y Villanueva de los Castillejos. Los nuevos regadíos supondrían la creación de alrededor de 400.000 jornales y una producción total de 100 millones de euros.

Sin embargo, el dirigente andalucista lamenta que no se han cumplido los objetivos y que la superficie dedicada al regadío en la comarca dista mucho de las 10.000 hectáreas contempladas inicialmente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios