La Fiscalía pide 45 años de cárcel por el brutal asesinato de un matrimonio

  • El presunto autor del doble crimen, que realizaba tareas de limpieza en el mismo inmueble, mató a golpes a Juan del Valle y Juana Galdeano en octubre de 2005

La Sección Primera de la Audiencia Provincial acogerá el próximo 28 de marzo el juicio por el brutal asesinato de Juan del Valle Menacho (77 años y ex guardia civil) y Juana Galdeano Morales (72 años y ex directora de la Residencia de Ancianos de Ayamonte), que murieron a consecuencias de los golpes recibidos en su propia casa a manos del hombre que se encargaba de limpiar el portal. La Fiscalía solicita para el acusado, cuya identidad es J.P.R.V., una condena de 45 años de cárcel como presunto autor del doble asesinato y de robo con violencia.

Los hechos ocurrieron alrededor de las 23.50 horas de 20 de octubre en el interior del domicilio en el que residía el matrimonio, en la calle Alcalde Narciso Martín Navarro.

El acusado, consumidor de drogas, aprovechó que tenía en su poder las llaves del portal para acceder al interior y dirigirse, en principio, a una clínica de acupuntura situada en el primer piso del inmueble, donde realizaba tareas de limpieza. Desde aquí, subió a la segunda planta, en la que vivían las víctimas, utilizando una banqueta y llamó a la puerta, con pleno conocimiento de que el matrimonio (al que iba a robar) vivía solo.

Nada más abrir la puerta, relata el escrito de la Fiscalía, el hombre golpeó con fuerza y por sorpresa a la mujer, asestándole un golpe con la banqueta en la cabeza, por lo que Juana cayó al suelo herida gravemente. En ese momento, el acusado se dirigió al dormitorio , donde el marido se encontraba en la cama, y lo golpeó igualmente en la cabeza, pasando inmediatamente a revolver y registrar los cajones de los muebles de la habitación. El acusado se hizo con una cartera y, antes de abandonar la casa, volvió a golpear brutalmente a sus víctimas.

Según señalaron en su día testigos presenciales, la mujer, consiguió legar al rellano del inmueble y alertar a los vecinos. Las dos víctimas, que presentaban traumatismo craneoencefálico de carácter grave, fallecieron la madrugada del 21 de octubre en un hospital de Huelva horas después de haber sufrido aquella paliza.

El acusado huyó del lugar a bordo de un ciclomotor que había dejado en las inmediaciones de la casa de los ancianos y que Posteriormente fue localizado en la zona de consumo de droga a la que se dirigió. La cartera libro que el presunto asesino se llevó de la casa después de matar a palos a sus propietarios sólo contenía unas fotos familiares.

El Ministerio Público solicita para el procesado cinco años de cárcel por el delito de robo con violencia y otros 20 años de prisión por cada uno de los dos delitos de asesinato, así como el pago de una indemnización de 300.000 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios