Empieza la obra para crear el centro comercial abierto

  • El proyecto que cuenta con un presupuesto de 300.000 euros prevé peatonalizar la calle

El proceso de consolidación de la calle Sevilla de El Campillo, la única vía peatonal de la localidad, como Centro Comercial Abierto ha arrancado con el inicio de las obras de remodelación de la que se erige en una de las principales zonas de tránsito de los campilleros. El proyecto, que nace ante la multitud de establecimientos que se extienden por esta arteria que atraviesa el casco urbano del núcleo minero, cuenta con un presupuesto de 300.000 euros, una inversión para la que el Ayuntamiento dispone de una subvención de 150.000 euros procedente de la Consejería de Turismo, Comercio y Deporte de la Junta de Andalucía. El resto deberá ser sufragado por las arcas municipales, aunque, como señala la alcaldesa, la socialista Encarnación Palazuelo, el equipo de Gobierno trabaja en la búsqueda de otras fuentes de financiación.

La iniciativa persigue el impulso de los comercios locales frente a la tendencia generalizada de los vecinos a desplazarse a las capitales de Huelva o Sevilla para realizar la mayor parte de sus compras. Para ello, la actuación contempla la renovación integral del pavimento, el soterramiento de contenedores de basura selectiva, la sustitución del mobiliario urbano (bancos, farolas...), el enterramiento del cableado y la reorientación de las canalizaciones del agua de la lluvia para evitar posibles inundaciones. Estas mejoras y el consecuente embellecimiento de la zona, como expone Palazuelo, "propiciarán una constante presencia de viandantes que redundará en mayores posibilidades de negocio para los pequeños y medianos empresarios instalados en la calle Sevilla".

Ante la necesidad de minimizar los perjuicios propios de toda obra para los comercios, la ejecución de la misma se hará por fases, una vez dividido el trazado en tres tramos. La conclusión de los trabajos está prevista, según las estimaciones del Consistorio campillero, en torno a la época estival del presente año, "siempre que no surja algún obstáculo inesperado que derive en una dilatación de los plazos". De momento, se ha comenzado por el levantamiento de la parte central. En su conjunto, la medida goza del aval que, en palabras de la regidora, supone la clara aceptación de los empresarios, tal y como, a su juicio, quedó de manifiesto en la reunión mantenida con la asociación Apyme-El Campillo y representantes provinciales de la Federación Onubense de Empresarios (FOE) para la presentación del proyecto.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios