Consorcio aplica el expediente de regulación laboral a 28 trabajadores

  • La empresa señala que se hará de forma progresiva según sus necesidades · La medida se lleva a cabo con "consenso"

El Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afecta a un total de 28 empleados de la empresa Consorcio de Jabugo comenzó a aplicarse ayer 20 de marzo. El director general de Consorcio de Jabugo, Rafael Ortiz, precisó que el ERE comenzó ayer pero la salida de los empleados se realiza de forma progresiva y teniendo en cuenta las necesidades de la empresa.

Tras la presentación del ERE, Ortiz destacó el "consenso" alcanzado con los trabajadores para tomar esta medida de carácter laboral, que se produce para "garantizar la viabilidad económica de la empresa, hacerla más competitiva y salir adelante".

La Federación de Industria y Trabajadores Agrarios (Fitag) de UGT precisó ayer que los trabajadores afectados por este expediente de regulación podrán acogerse a dos condiciones: de un lado, la extinción del contrato con una indemnización de 25 días por año sin tope de mensualidades, o bien, al cambio de modalidad de su contrato de fijo a discontinuo con una indemnización de 12,5 días por año también sin un máximo de mensualidades.

El director general apuntó que esta decisión se lleva a cabo "después de tres años consecutivos de pérdidas", al tiempo que señaló que finalmente serán "28 los trabajadores que se verán afectados por el ERE, ya que dos empleados han decidido pasar de la categoría de fijos a discontinuo".

Ortiz recordó que, a la coyuntura económica actual, hay que sumar la crisis que atraviesa el sector del ibérico, ya que hay que tener en cuenta el tiempo que transcurre desde que se pone en marcha el tratamiento del animal hasta que éste llega el mercado, según subrayó el directivo.

A su juicio, han coincidido varios factores para desencadenar la actuación situación, que nos remontan varios años atrás. El directo comentó que se han sumando una mayor explotación en torno al año 2008 (debido a los años previos de bonanza económica) con el descenso del consumo y la crisis de 2010 y 2011, que es cuando el animal ha llegado al mercado, y que por tanto, "ha dificultado el equilibrio entre la demanda y la oferta".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios