manzanilla

Condado de Huelva reivindica la denominación de fino y oloroso

  • El Consejo Regulador solicita a las administraciones que sus caldos puedan tener esa calificación

  • La DOP celebra su aniversario con una producción de 25,6 millones de kilos de uva

Foto de familia de los asistentes al acto de celebración del 84 aniversario de la DOP Condado de Huelva. Foto de familia de los asistentes al acto de celebración del 84 aniversario de la DOP Condado de Huelva.

Foto de familia de los asistentes al acto de celebración del 84 aniversario de la DOP Condado de Huelva. / h. información

El Consejo Regulador de las Denominaciones de Origen Condado de Huelva, Vinagre del Condado de Huelva y Vino Naranja del Condado de Huelva brindó ayer por su octogésimo cuarto cumpleaños, rememorando aquel 4 de diciembre de 1933 en el que la institución vitivinícola fue oficialmente reconocida. Para tan magna efemérides el sector eligió Manzanilla, cuna del afamado fino, como lugar en el que celebrar un acto que coincide en el tiempo con el medio siglo de vida de la Cooperativa Vitivinícola Manzanillera, creada en 1967.

El acto institucional se celebró en el salón de plenos de la Casa Consistorial. El alcalde, Cristóbal Carrillo, presidió el acto acompañado del presidente del Consejo Regulador, Manuel Infante; su homólogo de la Diputación, Ignacio Caraballo; el delegado de la Junta de Andalucía en Huelva, Francisco José Romero; y el delegado territorial de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural en Huelva, Pedro Pascual Hernández.

Destacan el papel de Manzanilla a la hora de encumbrar los vinos en el Nuevo Mundo

Infante enarboló la historia de una de las denominaciones de origen decanas en el mundo del vino y subrayó el importante papel que desempeñó Manzanilla a la hora de encumbrar los finos, lo que constatan estudios como los del profesor sevillano Lutgardo García Fuentes.

Infante reivindicó que las administraciones permitan que los finos y olorosos del Condado de Huelva puedan llamarse con su justo término y no "enmascararse" bajo otras nomenclaturas o distintivos que pueden llevar a un equívoco al consumidor.

Por su parte, el alcalde hizo un repaso de cómo el vino está inoculado en el ADN del municipio y cómo éste dio nombre y prestigio a los caldos que hoy día se producen en Sanlúcar de Barrameda (Cádiz). Este protagonismo agrícola en la economía local configuró una basta red de monumentos arquitectónicos en forma de templos vitivinícolas y de lagares que llegaron a contabilizarse hasta 127, según cifró el propio edil. Esta riqueza agrícola no sólo transformó el paisaje urbano, sino que fue precursor del carácter emprendedor que define a sus ciudadanos. En este sentido, Carrillo puso de ejemplo cómo, en "un intento por vender nuestros caldos, muchos manzanilleros emigraron hasta municipios sevillanos como La Rinconada, Morón de la Frontera o Utrera para instalar en ellos despachos de vino que derivaron posteriormente en tabernas y restaurantes altamente reconocidos que hoy día conservan ese maridaje con el mundo del vino, que se sirve a los clientes tanto en copa como en forma de exquisitos platos.

El presidente de la Diputación, por su parte, felicitó al sector y a la DO como una "seña de identidad de uno de los grandes sectores productivos de la provincia de Huelva", de ahí que instase a "cuidarlo y apoyarlo como generador de empleo y riqueza".

En el acto, el Consejo Regulador tuvo un reconocimiento para Corchos del Condado (Codecork), una firma de Bollullos dedicada a la fabricación de tapones cónicos, cilíndricos y cabezudos. Bien sea en natural como aglomerado sus productos han contribuido de forma decisiva a conservar los caldos alumbrados en esta tierra, manteniendo todas sus condiciones organolépticas. Infante destacó que son ya cuatro las generaciones de artesanos que siguen trabajando codo con codo con el sector, aunando esfuerzos y sumando valor añadido a un noble arte cuya sabiduría ha sido heredada de padres a hijos.

Juan Jesús Sánchez, gerente de la empresa, dijo sentirse "orgulloso" de esta distinción que dedicó a "sus antepasados", que siempre trabajaron de la mano con el sector. El resultado es que hoy día "el cien por cien" de las bodegas y cooperativas onubenses utilizan los tapones que fabrica la empresa bollullera. Su facturación proviene principalmente del mercado nacional, siendo un testimonial 5% el que es comercializado fuera de nuestras fronteras. Por su parte, el corcho proviene de la Sierra onubense, tierra que es la primera productora a nivel mundial.

El sector vitivinícola tiene este año motivos para el optimismo a raíz de la marcha de las ventas de las cooperativas y bodegas, así como por la irrupción en su clientela de gente joven conquistada por los nuevos caldos que han logrado diversificar la carta de sabores. El presidente de la DO señaló que existen razones para brindar por la cosecha de 25 millones de kilos de uva de variedades blancas y 600.000 de tintas. Aunque el volumen es inferior la calidad ha sido excelente por la ausencia de enfermedades. Entre tanto, el precio del vino sigue cotizando al alza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios