El Ayuntamiento ofrece a la Junta tres parcelas para el centro de salud

  • La instalación contará con 700 metros cuadrados de superficie

El Ayuntamiento de Niebla ya ha terminado de perfilar los acuerdos que le permitan poner a disposición de la Junta de Andalucía tres terrenos en los que construir el nuevo centro de salud, el cual prestará servicio a los ciudadanos de Niebla y sus pedanías. La Consejería del ramo ha pedido al ente local tres alternativas con un área nunca inferior a los 1.000 metros cuadrados, sobre uno de los cuales se elevará esta infraestructura sanitaria, cuyo proyecto aun no ha sido delineado. Sin embargo el equipo de gobierno ha avanzado que el complejo sanitario contará con una superficie de 700 metros cuadrados en los que se habilitará la sala de recepción, consultas médicas de atención primaria y pediatría, mientras que el resto del terreno se destinará a aparcamientos.

La concejala de Urbanismo, Ángela Ramos, ha precisado que "ya se han rubricado acuerdos con los propietarios de dos de los emplazamientos propuestos, cuyos terrenos aun no poseían titularidad municipal". El primero de ellos se ubica en la zona 'palocamacho' a lo largo de 1.032 metros cuadrados y, aunque se encuentra fuera de las murallas, se asienta en un céntrico lugar en una zona en consonancia con el crecimiento urbanístico natural del municipio. La segunda de las propuestas se emplaza junto al puente Romano, sobre un área de 1.300 metros. El enclave tiene el inconveniente de que postergaría el centro sanitario casi a las afueras del municipio, si bien las ambulancias que salgan de él no tendrán casi que pisar suelo urbano hasta alcanzar la autopista A-49.

Cerrando el trío de estos terrenos se encontraría el antiguo colegio San Walabonso. La ventaja de esta propuesta es que el suelo ya pertenece al ente municipal, mientras que la Junta contaría con un espacio físico casi ilimitado para aparcamientos, aunque en su contra juega que se ubique en una punta del pueblo, amén de que el coste de la ejecución final aumentaría considerablemente al tener que procederse al derribo del añejo edificio y la posterior retirada de escombros antes de colocarse la primera piedra.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios