producción agraria

Asaja propone priorizar la mano de obra local en la campaña agrícola

  • García-Palacios censura que vengan trabajadores de otros lugares cuando en Huelva hay paro

Trabajadoras con contratos en origen recogen fresa en una finca. Trabajadoras con contratos en origen recogen fresa en una finca.

Trabajadoras con contratos en origen recogen fresa en una finca. / h. información

El presidente de Asaja en Huelva, José Luis García-Palacios Álvarez, ha hecho hincapié en la importancia de que se lleve a cabo un cambio en el sistema porque, a su juicio, no se entiende que cada año haya que solicitar para la campaña agrícola un contingente de mano de obra a Marruecos, "cuando hay un nivel de paro considerable" en la provincia.

En una entrevista concedida a Europa Press, García-Palacios apuntó que el contingente solicitado este año, que superaba las 12.000 personas, "está llegando" a la provincia "en un porcentaje bastante satisfactorio", pero la cuestión es que "inopinadamente falta mano de obra en el campo" cuando "hay personas que cobran el paro y un subsidio agrario en esta provincia".

En el sector de los frutos rojos trabajan más de 90.000 personas

El presidente de Asaja dejó claro que sostiene que las administraciones tienen que garantizar la cobertura social a aquellas personas que no encuentran empleo, pero se preguntó "cómo es que vienen personas de terceros países cuando hay un nivel de paro en esta provincia".

Ante esto, se mostró convencido de que "el sistema es lo que hay que corregir y buscar soluciones" porque se está aplicando uno "que tiene casi 40 años y ya ha habido tiempo para mejorarlo". "No se trata de erradicarlo sino de hacerlo efectivo", remarcó el también presidente de Interfresa, que ha asegurado que en una década, desde 1998 a 2008, "sólo en Huelva se han traído de media de 30.000 personas al año" para trabajar en la labores del campo cuando "hay personas en paro".

En su opinión, "hay que proteger a la persona que está desempleada pero no se puede viciar esa postura" ya que "hay que producir, hay que mantener las empresas y los trabajadores quieren y deben trabajar".

García-Palacios recordó que en el sector de frutos rojos trabajan más de 90.000 personas y, en concreto, este año sólo se han demandado 12.000 trabajadores de fuera de la provincia, lo que evidencia que "la inmensa mayoría son de esta provincia".

"El sector de los frutos rojos ha salvado a esta provincia de muchas cosas porque se han implantado empresas muy importantes", de manera que, a su parecer, "hay que darle la cobertura debida a esta actividad y las herramientas administrativas para un desarrollo adecuado".

Por último, indicó que en el Servicio Andaluz de Empleo (SAE) se ofertó esa demanda de empleo en el sector agrario, un total de 12.000 vacantes, y a la misma "solo se apuntaron en su día 814 personas", lo que supone "un dato alarmante" y "una cuestión de educación, de laxitud con nuestras obligaciones".

Los empresarios, continuó, "estamos dando trabajo, sujeto a la normativa y al convenio del campo, por lo que el problema no es nuestro", tras estas cifras que hicieron que hubiera que salir a buscar en terceros países a la mano de obra, ha apostillado. Igualmente, mostró su confianza en que ésta sea "una buena campaña", de manera que "sea posible recuperar las pérdidas producidas por los temporales".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios