Tribuna

Manuel gómez Marín

Un test exigente con premio de doble valor

Las sensaciones y los golpes de pecho están muy bien, pero mandan los resultados

La desconexión paulatina del Recreativo avanza cada jornada. Y es que cuando parecía que todo cambia, todo sigue igual. Las sensaciones y los golpes de pecho están muy bien, pero mandan los resultados para crecer. La travesía no tiene fin y tampoco hay calma posible. Además, por segunda vez en la temporada repite tres derrotas seguidas, la primera acumulación de ellas -Melilla, UCAM Murcia y Villanovense- le costó el puesto a Javi Casquero al agravarse la situación en posición de descenso. El peligro más temido sería no saber interpretar y atajar esta frustración del presente.

Ángel López se explayó sin límites en la fase triunfalista -acorde a su personalidad y carácter tras el cambio experimentado- y se activa la entereza de la plantilla porque prevalece la permanencia a los sueños de grandeza. Mirar para abajo, así lo dictamina la realidad de un examen más exigente, también para controlar las excesivas revoluciones de jugadores que originan auto expulsiones innecesarias -Nacho Monsalve, Núñez, Santi Luque- que dejan en evidencia el régimen disciplinario del equipo.

Y al entrenador no le queda otra opción que abrazar al vestuario con fe inquebrantable para obtener respuestas. Entre la explosión de noviembre y el frenazo de fin de año e inicio del actual al equipo se le atraganta cada test semanal con la carga de arrebatos: un punto en los últimos cuatro partidos. Desde hace tiempo tiene un problema muy grave: falta de pegada y presencia en el área rival unificando las secuelas de los despliegues sin capacidad ofensiva progresiva y la impaciencia general. Ahora, preocupa otro serio: ceñirse a un reajuste de su sistema defensivo por su fragilidad. Hoy una prueba convincente: Real Murcia, invicto dos meses con seis jornadas sumando cuatro victorias. ¿Mejor o peor momento para sorprender? El Recreativo busca redimirse y la opción brinda un extra de doble valor en premio.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios