La voz más humana de los libros

  • Huelva celebró el Día de la Lectura en Andalucía leyendo fragmentos de novelas y poemas en la callel fahrenheit 451 Unas 15 'personas libros' leyeron ayer en distinto puntos de la capital emulando la ficción del estadounidense Ray Bradbury.

Andalucía es la única comunidad española que festeja un día dedicado a la lectura, al placer de leer. Tal efemérides se celebra el día 16 de diciembre, en recuerdo de aquel encuentro que, en esa misma fecha del año 1927, mantuvieron Federico García Lorca, Rafael Alberti, José Bergamín, Juan Chabas, Gerardo Diego, Luis Cernuda, Dámaso Alonso y Jorge Guillén en el Ayuntamiento de Sevilla, reunión que con los años daría nombre a toda una generación. Para celebrar tal gesto, la Consejería de Cultura ha convocado al amparo del Día de la Lectura una serie de jornadas y actividades que tuvieron ayer lunes en Huelva su punto de inflexión.

Durante dos meses, se ha llevado a cabo y se ha preparado, como el año pasado, una iniciativa de marcado carácter pedagógico que lleva por título 'Proyecto Fahrenheit 451 de personas libros'. Desde el pasado mes de septiembre, un grupo de personas se han estado preparando para transmitir el espíritu de los libros o, mejor dicho, parar ser libros, empresa nada fácil. Para tal fin, han trabajado distintas técnicas de locución, así como el movimiento y la empatía para transmitir la lectura.

El resultado de esta trovadora formación se pudo comprobar ayer en la calle Ciudad de Aracena, Gran Vía y Concepción de la capital. De todo ello dieron buena prueba los transeúntes que, con el permiso de algún siempre impaciente claxon en el atasco dominante en el centro, asistieron a las lecturas compartidas

Convocados en torno a un escenario de paraguas rojos, estas 'personas libros' materializaron aquella fábula que imaginó en la ficción el escritor estadounidense Ray Bradbury en su obra 'Fahrenheit 451'. Este construyó una sociedad en la que los libros estaban prohibidos y algunos ciudadanos memorizaban sus contenidos para evitar que las grandes obras de la literatura cayeran en el olvido.

Con libro y paraguas en mano, para refugiarse del temido miedo escénico que los dejará afónico, Paqui, Beni, Aquilina, Inés, Mari Carmen, entre otras, fueron transmitiendo sus textos elegidos que iban desde de Cortázar, a poesías de Antonio Machado o Miguel Hernández.

Sin embargo, lo que más se recitó fueron poemas escrito por este grupo de mujeres que forman parte de la tertulia literaria de la Asociación Nuevo Horizonte de Huelva, un grupo muy activo a nivel cultural que se reúne semanalmente en u local de la Isla Chica. Por ejemplo, Aquilina, una mujer de más de 75 años, leyó 'Espejo', unos versos dedicado a su propia vida. Mari Carmen, una ama de casa que no puede dejar de escribir todas las cosas que piensa y le ocurren cada día, evocó al amor. Beni resaltó el sentir onubense.

A Paqui Aquino, portavoz de esta asociación, le pareció tan atractiva esta idea de este proyecto, que apuntó, como ya hiciera el año pasad, como 'personas libros 'a todas las componentes de dicha tertulia. Vio en él una nueva oportunidad para que amas de casa, como son la mayoría de ellas, en particular, y demás personas, en general, se adentrasen en el mundo de la lectura "un mundo que sirve de evasión y desahogo"..

Asimismo, en la jornada de ayer también se celebró un maratón de lecturas en la Biblioteca Pública Provincial, donde todo aquel que quiso pudo compartir con los presentes sus textos más preciados durante cinco minutos. Durante esta propuesta, donde se entregaron ejemplares del 'Libro del lector' el delegado provincial de Cultura, Juan José Oña leyó el manifiesto por la lectura.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios