La solidaridad envuelta en trapos

  • l 'Muñecas madrina' Múseo de la Villa de Almonte. Calle Sebastián Conde. Hasta el 29 de diciembre. Precio de las muñecas, 20 euros.

Comentarios 0

Un total de 160 mujeres de Almonte han sido las artífices solidarias del vestuario de las 200 'muñecas madrina' artesanales de trapo, que amadrinarán, gracias a su venta benéfica, a niños desprotegidos de países pobres. Las muñecas de trapo se muestran y están a la venta desde el día de ayer sábado en el Museo de la Villa del municipio almonteño. La campaña forma parte del programa solidario de Navidad, diseñado por la Comisión organizadora de la Cabalgata de los Reyes Magos de Almonte, integrada por los tres Reyes Magos y la Concejalía de Festejos almonteña.

Nada más finalizar las fiestas navideñas del año pasado, cuatro de estas 160 mujeres almonteñas, comenzaron a organizar esta nueva campaña solidaria. Lideradas por Amparo Espinosa, este primer grupo se encargaron de cortar los moldes de estas muñecas, rellenarlos y unirles las extremidades. Tras ser confeccionadas las 200 unidades, se fueron repartiendo por las demás participantes altruistas de la localidad. Una vez con la muñeca en mano, estas mujeres, una de ellas, Elisa con 90 años, se dispusieron a diseñar y confeccionar, de forma desinteresada, los patrones de muñecas, ataviadas con trajes típicos.

Del remate final, se encargo la coordinadora. Con paciencia, Amparo fue realizando diferentes pruebas de peluquería y zapatería. Pobló de pelos sus calvas cabezas y calzó sus desnudos pies a todas estas solidarias muñecas, con la dificultad añadida de conjugar idóneamente los colores.

Uno de los promotores de esta iniciativa, el almonteño Santiago Padilla, considera este proyecto redondo "porque lleva entre sus telas un mensaje de esperanza a esos niños que se apadrinan, además de plantar la semilla de solidaridad a los niños de aquí, que no saben la suerte que tienen de haber nacido en el mundo desarrollado. Es muy importante que estos niños tomen conciencia, conozcan en definitiva, la realidad que viven otros niños, totalmente opuesta a la suya".

Según Padilla, estas muñecas, -una de ellas en la edición pasada se regaló a la infanta Leonor; ahora están debatiendo si se le envía otra a la infanta Sofía- nacen con "alma. Estas muñecas se fabrican y tienen sentido porque están destinadas a dignificar la vida de otras personas".

Esta idea surgió por iniciativa popular el pasado año y ante el éxito obtenido, se ha decidido duplicar el número de ejemplares que se sacarán a la venta y consolidar la campaña como acto solidario de colaboración ciudadana.

Las navidades pasadas se vendieron las 100 muñecas artesanales en tan sólo cuarenta minutos. Las muñecas de 2007 apadrinaron a 20 niños desprotegidos de la República Benin en África, que a través de la labor misionera de las hermanas dominicas de la Nunciata, han podido mejorar sus condiciones de vida.

Como novedad este año, cuatro diseñadores locales de trajes de flamenca de Almonte: Cristo Báñez, Alonso Cózar, Lorenzo Cáceres y Rocío Cabrera, han vestido a una muñeca cada uno, que luego se sortearán públicamente. El sorteo público se emitirá localmente a través de Doñana Televisión. Las muñecas, que tienen un precio de 20 euros, se expondrán hasta el 29 de diciembre en el Museo de la Villa, en horario de 9,30 a 14 horas y de 16,30 a 19,30 de lunes a viernes y los fines de semana sólo por la mañana.

Etiquetas

más noticias de CULTURA Ir a la sección Cultura »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios