Un pueblo comerciante que aprendió a salir al exterior para vender

  • En los fenicios hay una respuesta a la crisis, al menos así lo ve Antonio Cáceres, de Cajasol

Juan José Oña, delegado de Cultura de Huelva, destacó ayer en la inauguración que "la historia se cuenta a partir de elementos de la arqueología" y recordaba cómo en los últimos años se había hecho referencia a la huella romana, a los ídolos del Seminario "y ahora es la cultura fenicia en dos asentamientos importantes como son Cádiz y Huelva, que nos coloca frente a esta realidad remota". La exposición que ahora se abre es para Oña "una ventana al pasado, del saber más de nosotros y de las ciudades que habitamos a lo largo de la historia".

A la inauguración en Huelva acudió Yolanda Peinado, delegada de Cultura de Cádiz, quien destacó que gracias a esta exposición de nuevo se presentan unidas Cádiz y Huelva, "unidas por un mar y un río, que nos separan y a la vez nos une".

Antonio Cáceres, jefe del departamento de Cultura y Patrimonio de Cajasol, entidad que ha hecho posible la exposición, quien destacó la labor de "complicidad permanente" en esta exposición, entre todas las partes implicadas en ella, de los dos museos de Huelva y Cádiz. Una exposición que calificó de "gran impacto visual, donde se puede ver cosas muy bellas" y , además según dijo, "se puede sacar algo positivo para enfrentarse a esta crisis y es vender fuera como hacían los fenicios, que fueron nuestros maestros y nos demuestran el valor de encontrar otros mercados".

Enrique Martín, conservador del Museo de Huelva, dijo que lo mismo que el Museo de Cádiz se abrió gracias al hallazgo de un sarcófago fenicio, el de Huelva pudo arrancar por fin gracias a los hallazgos de La Joya. El director del Museo de Cádiz, Juan Alonso de la Sierra, destacó que la virtud de la exposición es contra poner dos ciudades, dos mercados con sus similitudes y diferencias, dos modelos de ciudades.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios