El Palacio Real expone piezas y obras emblemáticas de Carlos III

El Palacio Real acoge desde hoy por primera vez el retrato de Carlos III pintado por Anton Raphael Mengs, un cuadro procedente de Copenhague que forma parte de las 131 piezas que componen la muestra Carlos III. Majestad y Ornato, una exposición que resalta la actividad artística del monarca.

Con motivo de la celebración del tercer centenario del nacimiento de Carlos III, Patrimonio Nacional pone a disposición del visitante, hasta el 31 de marzo, esta exposición que, en palabras de su presidente, Alfredo Pérez de Armiñán, es el "reflejo de la actividad artística" de este monarca dentro de los Sitios Reales. "Es una exposición que revela la variedad de los gustos artísticos de Carlos III y de su corte", matizó Pérez de Armiñán durante la presentación de la muestra, en la que el 86% del contenido procede de las colecciones de Patrimonio Nacional, y que, como destacó, es otra manera de visitar el interior del Palacio Real.

Unas obras que, desde el siglo XVIII, no se han podido contemplar de manera conjunta. "La exposición muestra los escenarios que Carlos III quiso adornar después de venir de Nápoles y encontrarse con palacios que no le gustaban", recalcó el director de las Colecciones Reales, José Luis Díez, sobre los objetos que reúne la muestra y que proceden del conjunto de palacios donde habitó el rey.

Organizada en 10 salas, la muestra, además de poner en relieve el gusto estético de Carlos III en cuanto a la decoración, también pone de manifiesto quiénes eran los artistas favoritos en su corte. Por eso la muestra acoge 12 pinturas a pastel de Tiepolo y los cartones en los que Goya hacía los "modelos" (o dibujos) que luego serían reproducidos en la Real Fábrica de Tapices. La muestra cierra con una sala dedicada a la muerte del monarca evocando la instalación del túmulo regio que se montó en el Salón del Trono del Palacio Real.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios