Julio Romero de Torres, la mirada poliédrica de la belleza

  • El Museo Carmen Thyssen Málaga recorre a través de una treintena de obras la trayectoria creativa de uno de los pintores más populares de la historia de España

La miró desde todos los ángulos posibles y siempre halló belleza. Supo de otras formas, de otras corrientes, pero Julio Romero de Torres se mantuvo fiel a su poética nacida de la tradición clásica. Retrató con su visión platónica el universo femenino como protagonista absoluto y supo plasmar un mar de simbolismos y alegorías. Por elección propia, quiso perderse en los ojos misteriosos de mujeres morenas que un siglo después le dan fama internacional, a pesar de que no siempre ha tenido "el lugar que se merece", como opinó ayer Carmen Thyssen.

La figura queda reivindicada en museos y colecciones particulares y, desde ayer, en una exposición "muy importante y técnicamente muy buena", como resaltó la baronesa, en el Museo Carmen Thyssen Málaga. La nueva muestra temporal de la pinacoteca malagueña, Julio Romero de Torres. Entre el mito y la tradición, realiza un recorrido por la producción creativa del artista cordobés a través de una treintena de obras que permanecerán expuestas al público hasta el 8 de septiembre. La Bella Otero, La nieta de la Trini, Venus de la poesía o Fuensanta son sólo algunas de las piezas clave de la exposición que permiten al visitante impregnarse del singular universo creativo de Romero de Torres, uno de los pintores más populares de la historia de España.

Esta muestra, comisariada por la directora artística del museo, Lourdes Moreno, ha reunido lienzos de diversos prestadores, pero cuatro de ellos pertenecen a la colección permanente de la pinacoteca malagueña. "Es uno de mis pintores favoritos, es un autor excelente del que deberíamos de estar orgullosos y al que no se hizo la justicia que se debe", comentó ayer Carmen Thyssen, que evocó sus recuerdos de niñez cuando su madre le hizo fijar su admiración en el autor cordobés, en aquel que captó "el misterio de la mujer andaluza en la mirada de estas mujeres tan guapas", añadió la propietaria de la colección del museo.

En cuatro secciones temáticas se organiza la muestra, que permanecerá abierta al público más de cinco meses. La primera de ellas se titula Luminismo y realismo social y bajo ésta se enmarcan las primeras obras de Romero de Torres, en las que "busca su identidad como pintor, su camino tras recibir las influencias de su padre, Rafael Romero Barros, también pintor y profesor, del que recibió una formación académica de calidad", explicó ayer la comisaria de la muestra, Lourdes Moreno. Influencia de pintores de la luz como Sorolla y Rusiñol y del modernismo catalán se perciben en esta etapa de introducción, "para luego adentrarse a un mundo más singular por el que el autor es reconocible", agregó Moreno.

Retratos y símbolos es la segunda sección de la muestra. Romero de Torres alcanzó la fama al ganar en el año 1908 un premio nacional con La musa gitana, el primer desnudo que obtuvo tal reconocimiento. Como destacó la directora artística de la pinacoteca, a partir de ahí le llegaron muchos encargos de la burguesía, la nobleza y el mundo del flamenco y el espectáculo. La Bella Otero es un ejemplo de este periodo, una bailaora gallega a la que hizo "un retrato elegante y sobrio", destacó la comisaria.

"Buscando la esencia de la belleza y la atemporalidad, Julio Romero de Torres consiguió una obra que sigue aún vigente, representativa de un tipo de belleza femenina y de una forma de entender la esencia del mundo andaluz y el mundo flamenco", profundizó Moreno. La comisaria de la muestra también destacó la importancia de que "es la primera vez que se exponen juntos el bocetode Poema de Córdoba, perteneciente a la Colección Carmen Thyssen, y el cuadro del mismo nombre", propiedad del Museo Julio Romero de Torres de Córdoba. Especialmente reseñable es también Fuensanta, que fue imagen durante décadas del billete de 20 duros.

En Poemas y alegorías continúa el discurso expositivo con La consagración de la copla, una de las obras centrales de la exposición. "Su poética no se entiende sin Córdoba, a la que siempre vuelve, reinventándola, tomando lo que más le interesaba, lo más bello", dijo la directora artística del museo. El agua, las barajas de cartas, la fruta, los utensilios de cobre acompañan a sus mujeres cargados de significados alegóricos.

Pero si algo distinguió a Julio Romero de Torres fue su visión del erotismo y la sensualidad en desnudos que bebían de grandes maestros como Velázquez y Goya, y cuya serenidad, magnetismo o voluptuosidad torturadora trajo hasta principios del siglo XX. Con La nieta de la Trini, un cuadro vinculado a la tradición flamenca malagueña, termina el recorrido de este artista "absolutamente poliédrico y mucho más intelectual de lo que se piensa", apuntó Moreno, que también subrayó que fue un pintor denostado por parte de la crítica. "Él no tuvo nada que ver con la ruptura vanguardista que capitaneaba Picasso, fue apoyado por muchos escritores como los hermanos Machado, Unamuno y Valle-Inclán, pero hubo otros que veían en él a un pintor anacrónico y anclado en el pasado, aunque eso en él fue por elección", agregó la experta.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, destacó la "conectividad del artista con la intelectualidad española" y su proyección nacional. "Fue un hombre culto y conocedor de lo que pasaba en su época, hay mucho simbolismo andaluz en su obra", apuntó De la Torre, que quiso destacar la coincidencia de la inauguración con el Festival de Málaga: "Eso demuestra la vitalidad y el compromiso de esta ciudad, la estrategia fuerte y marcada por la cultura".

La exposición cuenta con la colaboración de numerosos prestadores como el Museo Julio Romero de Torres, el Museo de Bellas Artes de Córdoba, el Museo Reina Sofía, el Bellas Artes de Bilbao, el Bellas Artes de Asturias-Colección Pedro Masaveu, la Colección Prasa, Caja Rural de Córdoba, la Fundación Cajasur, coleccionistas particulares y la Colección Carmen Thyssen. El alcalde de Córdoba, José Antonio Nieto, acudió también al acto de inauguración oficial.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios