Galaroza se convierte en el pueblo más divertido y bailarín a ritmo de zumba

  • La Zumba Party se celebrará a finales de septiembre con instructores de distintos países

Comentarios 1

La localidad de Galaroza se ha convertido en la ganadora de la Zumba Party con una participación que rondó las 100 personas, y por ello, será la encargada de celebrar este evento a finales de septiembre, en el que participarán instructores nacionales e internacionales.

Ha sido un reto mayúsculo para todos los públicos. El proyecto al son de zumba llevado a cabo por la serrana Lara Martínez, con el objetivo de que una localidad consiga el mayor número de personas bailando a la vez, ha tenido gran acogida en la Sierra en los últimos años gracias a monitoras que lo imparten en diferentes pueblos de forma periódica y eventos particulares con mayor relevancia.

Por ejemplo, la misma protagonista ha realizado varios eventos de forma solidaria en torno a la zumba. Uno de ellos tuvo lugar el pasado viernes en Corteconcepción, donde un evento para reunir a personas de la comarca a bailar zumba sirvió también para recoger de alimentos y productos para las familias más necesitadas de este pueblo serrano, ya que la entrada valía un kilo de alimentos.

Incluso durante el curso escolar realiza bailes de zumba por diferentes pueblos de la Sierra, donde tiene a varios grupos de personas que son fieles y no fallan a su cita. Todo un viaje por la comarca, siempre gratificante, unido a la necesaria y constante formación con fiestas de zumba en otras localidades de la provincia y del resto de comunidades. Incluso los monitores se suelen ayudar entre sí y colaboran con compañeros en las fiestas y eventos que organizan, devolviendo luego la visita.

Ya han sido varios pueblos los que han participado en el reto de ser el más bailarín y divertido del verano. Entre ellos, Los Marines, Linares de la Sierra, Galaroza o Corteconcepción hace dos días, durante sus Fiestas del Señor.

El municipio ganador, Galaroza, además de acoger la macrofiesta, recibirá un diploma acreditativo de la experiencia.

El proyecto, que se ha desarrollado gracias al Grupo de Desarrollo Rural Sierra de Aracena y Picos de Aroche y el programa CREA, ha sido impartido y llevado a cabo por Lara Martínez.

Cada fiesta de zumba en un pueblo diferente ha durado una hora y media. Han sido muchas las personas, especialmente mujeres, quienes se han acercado al centro del pueblo para pasar un buen rato bailando zumba. Un baile con ritmo, marchoso, divertido y que propicia una gran actividad física.

La diversión y desconexión de problemas está asegurado para los participantes con esta actividad, y los pueblos participantes se han asegurado un evento deportivo diferente y la consiguiente unión social entre generaciones. La zumba tiene beneficios físicos muy relevantes, como quemar entre 600 y 1000 calorías en una hora, tonificar los músculos, mejorar la coordinación, liberar estrés, fortalecer el corazón y los pulmones, y en definitiva, mejorar el estado de ánimo.

El contacto con Lara Martínez es fácil y sencillo gracias a su presencia en las principales redes sociales como Facebook (Lara Zumba Sierra), Twitter o Instagram. Uno de los aspectos más importantes es participar en el reto en familia, sin que la edad ni género sean un obstáculo.

Lo más habitual en los eventos y clases de zumba durante el año es que la presencia femenina sea mayoritaria, ya que los hombres tienen un componente de timidez hacia el baile y de cara a la actividad física y deportiva prefieren otras alternativas. Aún así, hay valientes y atrevidos que han participado en este reto en diferentes pueblos e incluso hacen zumba durante el año de forma periódica.

Este verano, la comarca serrana ha bailado a ritmo de zumba y ha encontrado a su pueblo más divertido y bailarín: Galaroza.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios