Cobra ataca de nuevo

CineBox Aqualon Puerto Huelva, CineVip Lepe, Multicines El Condado Cinemas 7 y Multicines Al Andalus Punta Umbría.- Producción: Estados Unidos, 2012.- T.O.: 'G.I. Joe: Retaliation'.- Duración: 110 minutos.- Dirección: Jon Chu.- Guión: Rheet Reese y Paul Wernick.- Fotografía: Stephen Windon.- Música: Henry Jackman.- Montaje: Jim May.- Intérpretes: D. J. Cotrona, Byung-hun Lee, Adrianne Palicki, Ray Park, Jonathan Pryce, Ray Stevenson, Chaning Tatum, Bruce Willis, Dwayne Johnson, Joseph Mazzello, Walton Goggins, Elodie Young

Secuela de G.I. Joe: Rise of Cobra (2009), creada por los autores de Zombieland (2009), Paul Wernick y Rhett Reese y dirigida por Ruben Fleisher, estrenada en España a finales de ese mismo año, la película nos presenta en principio un gran reparto coral donde figuran nombres famosos como Bruce Willis, Chaning Tatum -a quien el guión dedica una proyección más acentuada-, Dwayne Johnson y Ray Stevenson entre otros. Algunos de ellos retoman sus personajes de la entrega anterior.

Verdaderamente lo más llamativo de la película es que su estreno, previsto en principio para finales de junio del pasado año, se prorrogó a la primavera de éste, 2013, porque sus artífices pretendían reconvertirla en formato 3D, pensando que resultaría más comercial. La reconversión no quedaría solo en eso ya que se filmaron algunas escenas más con uno de sus principales personajes, lo que supuso un encarecimiento considerable de su presupuesto, de por sí bastante elevado. A ello hubo que añadir el coste de las dos promociones consiguientes no previstas al principio.

El resultado es ciertamente espectacular y así ha de parecerlo a los espectadores amantes de este tipo de superproducciones con abundantes contenidos de acción y espectacularidad. Es lo propio de una aventura de la que hay precedentes conocidos, tanto en la juguetería infantil como en la imaginería fílmica de las artes marciales y los efectos especiales -destaquemos los insectos-robots y la coreografía de la lucha Ninja en el Himalaya- en una secuela en la que sus protagonistas no solo tendrán que enfrentarse a su enemigo mortal, Cobra -que ataca de nuevo-, sino que estarán obligados a combatir con las amenazas que dentro del gobierno ponen en riesgo sus vidas.

La película no va más allá de su capacidad y propósito para entretener a un público adicto y por lo general nada exigente, lo cual va en detrimento de una trama que resulta muy liviana así como sus diálogos, no solo intranscendentes sino de una simplicidad pasmosa. Su desarrollo narrativo se resiente de igual manera de tan escasos contenidos argumentales, así como de unos personajes de paupérrimo desarrollo. La interpretación -más inexpresiva que la de los propios muñecos originales- participa de tan pobres resultados como la realización de Jon Chu, que no mejora sino que empeora la de su predecesor.

Quiroga

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios