El chileno Andrés Wood triunfa en Sundance con 'Violeta se fue a los cielos'

  • La película sobre la cantautora Violeta Parra fue distinguida en Huelva con los premios al mejor director y la mejor actriz

Huelva le vuelve a dar suerte al cine chileno. Después de su premiado paso por el Festival de Cine Iberoamericano onubense, Violeta se fue a los cielos resultó triunfadora en el prestigioso Festival de Cine Independiente de Sundance, en el Estado norteamericano de Utah. La película de Andrés Wood se llevó el galardón a la mejor película dramática no estadounidense, siguiendo así los pasos de otra cinta de Chile, La nana, distinguida en 2009 con el mismo premio.

Éste fue el único galardón para la película, pero no para la cinematografía chilena, que también acaparó el de mejor guión internacional para Young & Wild, ópera prima de la directora Marialy Rivas, escrita por ella misma junto a Camila Gutiérrez y Pedro Peirano.

Violeta se fue a los cielos, coproducida por Chile, Brasil, España y Argentina, narra la historia biográfica de la conocida cantautora chilena Violeta Parra, que se distinguió a lo largo de su vida por su defensa de la cultura indígena dentro y fuera de su país, junto a una prolífica producción artística que también contempló las artes plásticas.

Fue una de las películas seleccionadas para la sección oficial a concurso del pasado Festival de Cine Iberoamericano de Huelva. En esta 37ª edición, la producción brasileña Eu receberia as piores notícias dos seus lindos lábios, de Beto Brant y Renato Ciasca, se llevó el Colón de Oro al mejor largometraje, aunque el jurado oficial reservó para Violeta se fue a los cielos los Colón de Plata a la mejor dirección y a la mejor actriz, para Andrés Wood y Francisca Gavilán, respectivamente.

El mismo título pudo completar hace una semana su gira mundial triunfal si llega a entrar en la lista de nominados al Oscar a la mejor película extranjera, de la que finalmente quedó fuera.

No obstante, en febrero sí podría lograr una nueva recompensa durante la gala de los Goya, en la que opta al premio a la mejor película latinoamericana, después de que fuera seleccionada por la Academia del Cine español.

No es la primera vez que una película chilena triunfa en Sundance, ya que La nana, de Sebastián Silva, fue galardonada en 2009 con el mismo premio a la mejor película internacional (no estadounidense), pero también con el de mejor interpretación para Catalina Saavedra.

Las dos distinciones, tanto para película como para actriz, ese mismo año en el Iberoamericano de Huelva también fueron a parar a La nana, que sucedió en el palmarés, precisamente, a Andrés Wood, ganador del Colón de Oro para La buena vida en 2008.

Wood es un viejo conocido de la muestra onubense, después de que presentara su obra de estreno, Historias de fútbol, en 1997, que se mereció la Mención Especial del Jurado al mejor director. Dos años después participó de nuevo con su segundo filme, El desquite, antes de destacar, en 2004, con Machuca, seleccionada en Cannes. Violeta se fue a los cielos es su sexto largometraje como director.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios