Un terrorista palestino mata a ocho personas en una escuela de Jerusalén

  • Un individuo, disfrazado de judío ultraortodoxo, entró en el colegio talmúdico y disparó contra todo lo que se movía antes de ser abatido · Un grupo desconocido se atribuye el atentado, que dejó 35 heridos

Al menos ocho personas murieron y 35 resultaron heridos, algunos de ellos de gravedad, en un tiroteo ocurrido ayer en una escuela religiosa judía en la zona este de Jerusalén. El drama ocurrió después de que un hombre armado entrase en el centro educativo y abriese fuego, según los testigos. El último gran atentado en Jerusalén tuvo lugar el 22 de febrero de 2004 cuando ocho personas murieron al estallar una bomba en un autobús.

La tragedia sucedió en la escuela Merkaz Harav, una de los mayores de la ciudad y situada en el barrio de Kiryat Moshé, en la parte occidental de Jerusalén, cerca de la estación del ferrocarril.

Uno de los estudiantes, Yitzhak Danon, declaró que un atacante entró en la biblioteca y disparó durante minutos a los estudiantes que allí se encontraban con un rifle de asalto kalashnikov. El propio Danon señaló que él disparó dos veces a la cabeza del asaltante. Otro de los alumnos, Michael, habló de entre 500 y 600 balas disparadas. Decenas de ambulancias se desplazaron al lugar de los hechos para atender a las víctimas.

La televisión por satélite Al Manar, que pertenece al grupo islamista Hezbolá, atribuyó a un grupo desconocido hasta la fecha la autoría del atentado. Al Manar dijo que el tiroteo fue reivindicado por Los Mártires de Imad Mugniya y Gaza. Imad Mugniya, número dos de Hezbolá, fue asesinado en Damasco el pasado mes de febrero.

El portavoz policial de la capital israelí, Samuel Ben Ruby, señaló que el terrorista "resultó muerto en el intercambio de disparos y aparentemente portaba un cinturón de explosivos", según declaraciones realizadas a los medios locales.

Asimismo, los testigos aludieron a la sensación de caos que se generó en la capital, habituada a una relativa calma desde que las milicias palestinas no efectúan ataques en suelo israelí. En este sentido, una mujer residente en una calle cercana a la escuela aseguró que ayer "hubo multitud de disparos e histeria".

En Gaza, la noticia fue recibida por algunos sectores con alegría. Numerosos palestinos salieron a las calles y dispararon rifles como señal de celebración por las informaciones que recibían a través de los medios de comunicación. De hecho, Hamas "bendijo" esta operación, que "no será la última", advirtió Hamas.

Por su parte el Ejecutivo de Tel Aviv condenó el asalto a la escuela, pero descartó cualquier incidencia del mismo en las conversaciones de paz recuperadas con la Autoridad Nacional Palestina. El portavoz del Ministerio de Exteriores, Arye Mekel, precisó que aunque "los terroristas están intentando destruir las oportunidades de paz", el diálogo continuará. Desde los altavoces de algunas mezquitas se reprodujeron versículos del Corán y se felicitaóal pueblo palestino por su "heroico y selectivo ataque en Jerusalén".

El Gobierno español condenó en un comunicado el atentado y expresó su solidaridad a Israel.

El Gobierno manifestó en un comunicado de Exteriores "su más enérgica condena por el brutal atentado terrorista" en Jerusalén y "expresa sus condolencias por esta trágica pérdida de vidas humanas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios