Decenas de muertos y más de 100 heridos en una cadena de atentados en Iraq

  • El país vive un repunte de la violencia desde la retirada de las tropas estadounidenses en diciembre y días antes de la cumbre de la Liga Árabe en Bagdad.

Decenas de personas murierony más de cien resultaron heridas en una cadena de atentados en varias ciudades iraquíes, entre ellas, Bagdad, Kirkuk (norte) y Kerbala (sur), informaron a Efe fuentes policiales. Las fuentes precisaron que la mayoría de los atentados fueron perpetrados con coches bomba.

El ataque más mortífero se registró en Kirkuk, 200 kilómetros al norte de la capital, donde al menos once personas perdieron la vida, entre ellas diez policías, y otras 30 resultaron heridas por el estallido de dos vehículos cargados con explosivos.

Otro de los atentados fue cerca del Ministerio de Exteriores, en pleno centro de Bagdad, donde al menos seis personas sufrieron heridas por la detonación de un coche bomba. La fuente agregó que al menos cinco civiles perecieron y otros 28 resultaron heridos por la explosión de otro coche bomba conducido por un terrorista suicida en la zona de Al Alaui, en el centro de la capital.

Asimismo, dos vehículos explotaron de forma consecutiva en Kerbala, 110 kilómetros al sur de Bagdad, cerca de una comisaría, lo que causó dos muertos y 28 heridos. En la provincia de Babel, un suicida a bordo de un coche con una carga explosiva lo hizo estallar en el centro de Al Hila, 100 kilómetros al sur de la capital, en un ataque que dejó dos víctimas mortales y 30 heridos.

Además, hubo tres explosiones de coches bomba contra distintos objetivos en la provincia de Salahedín, al norte de la capital, donde sufrieron heridas doce personas, entre ellas varios agentes del orden y ocho profesoras. Asimismo, en la ciudad de Ramadi, capital de la provincia occidental de Al Anbar, se registraron tres atentados, uno de ellos contra el gobernador de la provincia que salió ileso, que ocasionaron cuatro muertos, tres de ellos miembros de la misma familia.

Esta cadena de atentados ocurre pese a las estrictas medidas de seguridad impuestas en Bagdad y en otras ciudades en anticipo de la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno árabes que se celebrará el próximo día 29 en la capital.

Iraq vive un repunte de la violencia desde la retirada de las tropas estadounidenses, el 18 de diciembre pasado, y la emisión, un día después, de una orden de arresto contra el vicepresidente suní, Tareq al Hashemi, por supuestos delitos de terrorismo. Esa orden de detención ha desencadenado una profunda crisis política, agravada por los numerosos atentados perpetrados contra objetivos chiíes y contra los cuerpos de seguridad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios