PRUEBAS

Seat Ateca FR 2.0 TSI 190 CV: El SUV que va sobre raíles

  • El Ateca FR equipa un sistema de tracción total que aporta grandes dosis de deportividad y seguridad.

La versión FR del Seat Ateca destaca por su deportividad. La versión FR del Seat Ateca destaca por su deportividad.

La versión FR del Seat Ateca destaca por su deportividad.

A Seat le ha ido bien en los últimos meses. Bueno en realidad le ha ido muy bien. Aunque no queremos abrumar con las cifras, sí queremos añadir un dato. La firma española vendió en 2017 casi 470.000 vehículos. ¿Y esto es mucho o poco?, te preguntarás. Pues bien, es la mejor cifra de la marca desde 2001.

Gran parte de este éxito se debe al coche que aquí probamos hoy. Sin duda que, tanto el Ibiza como el León, han tenido que ver mucho en los buenos resultados de Seat. Ambos, el Ibiza –que recientemente ha sido renovado- y el León –que está en plena madurez- son dos excelentes coches y dos auténticas fieras en ventas –son los modelos más vendidos de sus respectivas categorías en España-.

Sin embargo, el éxito del Ateca tiene especial interés puesto que muchos de los compradores que han optado por este modelo de Seat, son los que se llama clientes de conquista. Es decir, clientes nuevos para la marca. Esto ha permitido a Seat comercializar cerca de 18.000 unidades del Ateca en España en 2017, lo que le ha colocado en la tercera posición del ranking de ventas de su categoría, tan sólo por detrás del imbatible Qashqai y el sobresaliente Tucson.

Y todo ello cuando la gama todavía no está completa, ya que en 2018 se sumará a la gama el 2.0 TDI 150 CV con tracción 4x2, un modelo con gran demanda y que fue retrasado nada más comenzar su fase de lanzamiento. Hoy, no obstante, el Ateca que probamos es, con toda probabilidad, la variante más emocional y atractiva de la gama. Se trata de la versión FR, el acabado más deportivo, conjugado también con una variante mecánica potente: un motor de dos litros de gasolina con 190 CV.

Destaca

Una vez junto al Ateca FR, llaman la atención numerosos elementos. De todos ellos, nos quedamos con las llantas –de espectacular diseño y 18 pulgadas de serie-, la rejilla en forma de nido de abeja, la doble salida de escape y los acabados del interior.

No obstante, será una vez que encendamos el motor cuando quedaremos prendados de este Ateca, principalmente por su deportividad. Y es que Seat ha creado un SUV deportivo. Dos conceptos –el de todocamino y dinamismo- que inicialmente podemos pensar que son antagónicos pero que sin embargo en este modelo combinan a la perfección. Comenzando por el motor, este propulsor 2.0 TSI de 190 CV empuja tanto que tendremos que ser muy suaves para mantenernos en velocidades legales.

Pero a ello, además, se suma el sistema 4Drive, una tracción 4x4 que permite al usuario incrementar el ritmo de marcha con una excelente capacidad de tracción. De hecho, incluso en un firme resbaladizo, con temperatura baja e intentando forzar el coche, en ningún momento el Ateca FR acusó pérdidas de tracción, aportando así un plus de seguridad.

Y, por último, también nos sorprendió -para bien- por su capacidad de tracción fuera del asfalto. En un camino embarrado con poca adherencia -a pesar de no llevar los neumáticos más adecuados por tamaño y perfil- el Ateca salió de la situación de forma airosa.

En contra

Aquí pocas críticas merece este modelo. Quizás tan sólo hay dos apartados que pueden ser mejorables. El primero de ellos es el consumo, que es algo elevado. A ritmo tranquilo, con cuatro adultos, y circulando por carreteras secundarias el Ateca ha presentado un consumo de alrededor de 8,5 litros. Esta cifra, todavía puede ser mucho mayor si se abusa de la ciudad, y algo inferior si se circula a velocidad baja por autopista.

Conclusión

Es, sin duda, un coche recomendable para todos aquellos que busquen un SUV de tintes deportivos. Puede que, a primera vista, nos parezca un modelo caro. Sin embargo, al equipararlo a la competencia, en realidad vemos que tiene un precio competitivo y, además, un equipamiento de serie muy completo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios