El suelo para grandes superficies en Huelva se triplica en tres años

  • Se ha pasado de contar con 19 grandes establecimientos, con 67.000 metros cuadrados, a tener 34, con 183.000 metros cuadrados · El crecimiento de Huelva ha sido superior al de la media Andaluza

El desarrollo de Huelva avanza y de forma paralela el del comercio y las grandes superficies. En tan sólo tres años, la provincia ha pasado de contar con 19 grandes establecimientos comerciales a tener los 34 con los que se cuenta en la actualidad, que ocupan casi 183.000 metros cuadrados, el triple de la superficie que se destinaba a este uso en 2003, cuando concluyó el período de moratoria; es decir, desde que la Junta de Andalucía abrió la veda para la concesión de licencias de apertura a este tipo de establecimientos. En este plazo se han concedido licencias en Andalucía para 913.495 metros cuadrados, de los que 116.332 (el 13 por ciento) han correspondido a la provincia de Huelva.

Tal y como se pone de manifiesto en el Plan Andaluz de Ordenación Comercial (PAOC) el ritmo de aprobación de licencias comerciales ha ido creciendo por encima de la media andaluza, que se sitúa en torno al 10 por ciento, y lo ha hecho especialmente en Huelva y su área de influencia, donde si antes existían 6 grandes establecimientos, hoy ya hay asentados (en servicio o a punto de entrar en funcionamiento) 15, la mayor parte de ellos (5), corresponde a supermercados, con una superficie total de 7.937 metros cuadrados, frente a los 1.440 metros cuadrados que se ocupaban en 2003, cuando únicamente se contaba con un establecimiento de este tipo. Al margen del área de alimentación, destaca la destinada al bricolaje, un sector que hasta 2003 no estaba presente en ninguna localidad onubense y que actualmente cuenta con dos establecimientos (ubicados en el Área Metropolitana) con una superficie de venta de 8.430 metros cuadrados.

La implantación de este tipo de comercios ha sido también más que significativa en la Costa. Desde 2003 los vecinos de la zona, turistas y residentes de localidades cercanas pueden acudir a realizar sus compras en seis establecimientos nuevos: un centro comercial, con una superficie de 14.258 m2; un nuevo hipermercado, con 4.740 m2, y cuatro supermercados, cuya superficie global ronda los 10.000 m2 ; un formato éste último que se presenta como el de mayor crecimiento ha registrado en toda Andalucía, llegando a registrar un incremento del 172 por ciento. En la provincia llegan a representar tres cuartas partes del total de los grandes establecimientos existentes, con una superficie total que alcanza los 35.000 m2. Esta situación se explica por la tendencia que las compañías de distribución han mostrado en los últimos años, que han dejado casi de lado a los hipermercados para volcarse con este otro formato, por dos motivos fundamentales: que la proximidad se haya convertido en uno de los principales factores de decisión de compra para el consumidor y que el impacto territorial y comercial del 'súper' sea mayor al del hipermercado. Tanto que ha llegado hasta la Sierra, donde el único comercio que existe en la zona (Rosal de la Frontera) considerado como gran establecimiento es precisamente un supermercado.

Significativa ha sido la evolución en zonas como la del Andévalo, donde los grandes establecimientos aún no se habían implantado. Actualmente, la zona ya cuenta con cuatro de ellos (tres supermercados y un establecimiento de venta de equipamientos para el hogar (en la provincia únicamente existen tres que la Junta considere como tales), con una superficie total de 8.715 m2.

La presencia de grandes establecimientos se ha dejado notar además en el Condado, donde ya existen cinco supermercados y 1 hipermercado, con casi 14.000 m2 de suelo de venta para ello.

Con este panorama empieza a aplicarse el nuevo PAOC (con vigencia hasta 2010), donde se sientan las bases para intentar equilibrar el crecimiento del comercio en todos sus formatos. De ahí, y sobre todo después de unos años en los que la venta del comercio tradicional no pasa por sus mejores momentos, que los pequeños empresarios pidan a la Administración, de quien dependen las futuras aperturas, que se contengan para conseguir equilibrar la balanza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios