Los rescoldos del caso Endesa

  • El Ayuntamiento ha interpuesto en plazo el recurso de queja ante el Tribunal Supremo l Las negociaciones sobre la indemnización que reclamaba la eléctrica permanecen en stand by

LA central de ciclo combinado que Endesa construyó en la Punta del Sebo gracias a una determinación judicial está funcionando, la polémica industrial se ha trasladado a Fertiberia y el futuro cese del depósito de fosfoyesos. Pero aún queda vivo un recurso de queja interpuesto por el Ayuntamiento ante el Tribunal Supremo, un recurso en el que reclama que le permitan recurrir la sentencia que da carta de legalidad a la central de Endesa criticando además la actuación municipal al denegarle la licencia de obras el Ayuntamiento de Huelva.

Ese recurso de queja ha sido interpuesto en plazo, después de que el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, el mismo que tumbó los argumentos del Ayuntamiento para la denegación de la licencia, transmitiese al Consistorio que no admitía el recurso de casación ante el Supremo, la última instancia a la que reclamar la razón para el Ayuntamiento en el caso Endesa. Fuentes municipales anunciaron su interposición y han cumplido la promesa; mientras tanto se aseguraba que se continuaría con la negociación.

Sin embargo, los movimientos económicos que se han sucedido en torno a la eléctrica han impedido que esas conversaciones hayan fructificado. La entrada en Endesa de Enel y Acciona ha supuesto un profundo cambio en los cargos directivos y probablemente debido a ello todavía no se ha alcanzado acuerdo alguno y las negociaciones se encuentran en stand by. Habrá que esperar al paso de las fiestas navideñas para que las conversaciones se retomen y se pueda alcanzar un acuerdo en el que la licencia de obras de la eléctrica es un elemento a barajar.

En su momento, Endesa no pagó la licencia puesto que no le fue concedida y la construcción de la central se llevó a cabo al amparo de una decisión judicial. Ahora, toca pasar por caja, pero la situación ha cambiado: los tribunales han dado la razón a Endesa y ésta reclamaba una indemnización de siete millones de euros (aunque calculada con parámetros que el TSJA no considera correctos) por la demora en las obras de la central de ciclo combinado, que supusieron la paralización del material adquirido. Es en ese contexto en el que se negociará sobre la licencia de obras, como parte de un pago que hubiera supuesto un duro golpe para el Ayuntamiento de haber tenido que realizarlo cuando salió la sentencia a mediados de año.

Mientras esto se negocia, discute y decide, la central de ciclo combinado está en funcionamiento con sus 400 megavatios de potencia conectados a la red y a la espera de la concesión de la autorización ambiental integrada, el permiso necesario para el funcionamiento de las instalaciones industriales. Una autorización que está bastante avanzada pese a las reclamaciones de colectivos ecologistas o un partido político, Los Verdes, por lo que se espera que pueda ser concedida en un breve plazo de tiempo. Una vez otorgada, la central sólo tendrá que esperar una última resolución judicial, la del recurso último de queja.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios