Un reencuentro de emociones

  • El maestro Enrique Cancio presenta su libro 'Un sueño hecho mío' junto a sus ex-alumnos de Cartayal exposición El artista cuenta con una muestra de pinturas en el Centro Cultural de la Villa cartayero.

El maestro que se reencuentra con sus alumnos. Este titular podría encajar perfectamente con el nombre del próximo libro que pudiera escribir el onubense Enrique Cancio. Y es que este artista ha aprovechado los vínculos que le mantienen unido a Cartaya por diversos motivos de carácter personal y profesional para presentar en esta localidad su segundo libro, Un sueño hecho mío, el cual ha querido dedicar a la memoria de su padre.

Lo hizo ante un buen número de cartayeros y cartayeras que ahora tienen alrededor de 40 años, a los cuales marcó y por los que al mismo tiempo él fue marcado cuando ejerció como maestro en el Centro de Educación Infantil y Primaria Juan Díaz Hachero de esta localidad, hace ahora unos 25 años, concretamente, entre los cursos 79/80 y 84/85.

El escritor y sus antiguos alumnos quedaron por tanto marcados mutuamente por esta breve pero intensa relación, así como por la impronta que este humanista ha dejado a lo largo de su vida en todos aquellos a los que se ha acercado, como se demostró durante el reciente acto de presentación de su libro en Cartaya, donde todo estuvo salpicado por la emoción del reencuentro entre el ya retirado maestro y sus niños. Tampoco faltaron a la cita numerosos maestros que coincidieron con él en el colegio cartayero donde ejerció su profesión durante seis años, a los cuales, según sus propias palabras, "más que compañeros", considera sobre todo como "verdaderos amigos".

Pero para disparar aún más la emoción de los presentes, Cancio no sólo rememoró algunos recuerdos que conserva "intactos" de aquella época sino que, además, hizo entrega a sus antiguos alumnos de un viejo álbum de fotos que "conservaba con mucho cariño" de sus años como maestro en Cartaya. En él, además de plasmarse algunos de los momentos de la que es considerada por la mayoría como la etapa más tierna de la vida del ser humano, la infancia, sus antiguos alumnos pudieron contemplar, no sin lágrimas en los ojos enjugadas con tenues sonrisas, el reflejo de lo que fueron.

El "polifacético" Enrique Cancio, como lo definieron algunos de los presentes en el acto, que tiene en la actualidad 64 años, además de maestro, es licenciado en psicología, escritor, pintor y músico "por pura afición y de forma totalmente autodidacta", como él mismo se autodescribió. En este sentido, también fue inaugurada durante este mismo acto su exposición de pinturas Contrastes, que se encuentra abierta en el Centro Cultural de la Villa de Cartaya. Son un total de 35 cuadros, la mayoría óleo sobre lienzo y, según el propio autor, "de estilo realista-figurativo, con ciertos matices simbolistas", con los que pretende "hacer reflexionar al público sobre su misceláneo contenido". Además, quiere expresar sus distintos estados de ánimo en el momento creativo de cada obra, así como los contrastes que este hecho concede a las mismas, ya que se puede ver desde una niña pidiendo limosna hasta una mujer bailando sevillanas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios